E.U. y crudo oscurecen futuro económico de A.L.

Las expectativas económicas sobre América Latina indican una desaceleración del crecimiento en la región, debido al enfriamiento de la economía de Estados Unidos y al alza del petróleo, según el Sondeo Económico de América Latina, elaborado por la Fundación Getulio Vargas y la Universidad de Munich, Alemania.

POR:
noviembre 22 de 2007 - 05:00 a.m.
2007-11-22

Según el documento, el Índice de Clima Económico (ICE) de la región retrocedió 5,6 puntos en octubre, contra 5,9 puntos de julio pasado, cuando el indicador había alcanzado su mayor nivel desde 2000. Curiosamente los países más afectados por el empeoramiento del clima económico son Brasil, México y Chile, todos grandes beneficiados del boom de precios de las materias primas. Mientras que para Argentina, Perú y Colombia fue menos acentuada la disminución de la confianza. En Venezuela, Costa Rica y Paraguay quedó estable y en Bolivia, Ecuador y Uruguay hubo una mejora del clima. Este es el primer informe de las instituciones elaborado después del estallido de la crisis de las hipotecas de alto riesgo en Estados Unidos, cuyas repercusiones financieras internacionales han recrudecido este mes y ya comienzan a afectar la economía real. “En octubre la situación económica actual continúa siendo evaluada de forma bastante favorable, pero el deterioro de las expectativas respecto a los próximos meses ya comienza a afectar negativamente el ambiente económico en América Latina”, señala el informe. El compuesto ICE es construido con el promedio del Índice de Situación Actual y el del Índice de Expectativas. El indicador fue encabezado por Uruguay, con 7,9 puntos, manteniendo la posición en los últimos cuatro trimestres. En segundo y tercer lugar aparecen Perú y Costa Rica, con un índice de 7,6 y 7,4 puntos, respectivamente. Les siguen Chile, con 6,8 y Brasil, con 6,2 puntos. En el último lugar aparece Ecuador, con 3,8 puntos. El Índice de Situación Actual para la región se mantuvo en el nivel histórico de 6,4 puntos. Pero el de Expectativas se derrumbó desde 5,4 a 4,7 puntos, nivel idéntico al de julio de 2005. Ambos alcanzaron los niveles más bajos desde octubre de 2001 (un mes después del 11-S). “El nivel inferior a los cinco puntos de este índice señala que las expectativas en relación a los próximos meses pasaron de moderadamente optimistas para moderadamente pesimistas entre julio y octubre”, explicaron las instituciones. El sondeo es elaborado por la FGV y el Instituto Ifo, de la Universidad de Munich, y en octubre fueron consultados simultáneamente 117 especialistas de 15 países para obtener “informaciones cualitativas y cuantitativas”. Entre los factores que colaboraron para la pérdida de confianza en el desempeño a corto plazo está la expectativa de desacelaración de la economía de Estados Unidos y los precios ascendentes del petróleo que están bordeando los 100 dólares por barril . De hecho, en las operaciones electrónicas en Nueva York, el indicador del crudo ha estado muy cerca. PRONOSTICAN BAJA DE ACTIVIDAD ECONÓMICA EN E.U. Un indicador de la futura actividad empresarial estadounidense sugirió que el crecimiento económico en los próximos meses retrocederá aún más de los pronosticado. La Conference Board informó que su índice principal de indicadores económicos bajó en octubre un 0,5 por ciento, tras aumentar un 0,1 por ciento en septiembre. La economía estadounidense, que creció a un ritmo anual del 3,9 por ciento en el tercer trimestre, experimentará la mitad de ese índice o menos en los últimos tres meses del año, según los analistas. Para combatir los sobresaltos económicos, la Reserva Federal redujo en dos ocasiones sus tasas de interés en lo que va de año, en septiembre y en octubre. Con ello, la tasa clave quedó en el 4,5 por ciento, pero no se descarta una nueva baja. Ap- Efe PIB SE MANTIENE POSITIVO PARA LA ZONA A pesar del escenario, los especialistas todavía mantienen la estimación de un crecimiento económico de 4,1 por ciento para los próximos 3 a 5 años, levemente por encima del 4,0 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) regional estimado en 2006. Por países, en Brasil las evaluaciones sobre el presente económico y las previsiones futuras se tornaron menos favorables, con caída desde el 8,2 puntos en julio para 7,9 en octubre, y de 6,3 a 5,5 puntos, respectivamente. El Índice de Situación Actual de Argentina cayó de 6,6 a 6,1, puntos, aunque el de Expectativas subió desde 2,2 a 2,5 puntos.

Siga bajando para encontrar más contenido