‘La ejecución de presupuesto de inversión ha estado en 90%’

El director saliente del DNP afirma que se va por el camino para lograr el desarrollo y que la transformación que se está dando en el país es importante, visible y no palabrería.

‘La ejecución de presupuesto de inversión ha estado en 90%’

Archivo Portafolio.co

‘La ejecución de presupuesto de inversión ha estado en 90%’

POR:
septiembre 11 de 2013 - 01:13 a.m.
2013-09-11

Un año y ocho meses estuvo Mauricio Santa María al frente del Departamento Nacional de Planeación, el organismo encargado de elaborar el Plan de Desarrollo del cuatrienio del Gobierno y de coordinar el sistema de regalías del país.

El economista, que durante el mandato de Juan Manuel Santos ocupó también el Ministerio de la Protección Social, señala que su renuncia se produjo por motivos familiares y que su carta estaba en el despacho del Presidente desde el pasado 30 de julio, pero que por un acuerdo mutuo solo se hizo efectiva hasta este mes, cuando se produjo la crisis ministerial.

El Plan de Desarrollo se propuso por 565 billones de pesos. ¿Cómo queda el panorama de ejecución de estos recursos y los logros obtenidos?

Esa cifra está más que superada. Ya están hechos los cuatro presupuestos de este Gobierno. Recibimos un país que invertía, en promedio, 20 billones de pesos al año. Hoy, el promedio es 40 billones.

Con esfuerzo, hemos duplicado la inversión, al mismo tiempo que las cuentas fiscales se mantienen sanas. Esto demuestra el compromiso de desatrasar lo que se encontró atrasado, sobre todo en materia de infraestructura, competitividad, desarrollo social, reducción de la pobreza extrema, entre otros.

Evidentemente se ha dicho que en estos años ha habido recursos, y usted lo acaba de corroborar, pero la ejecución ha sido criticada, por lenta.

La ejecución en el sector público siempre es difícil, porque los proyectos que se hacen son grandes. No es como una empresa que invierte 2.000 millones de pesos para hacer un edificio y lo hace rápido.

Acá estamos hablando de proyectos de 3 o 4 billones de pesos que requieren una planeación. Son carreteras, puertos, acueductos que demandan estudios, tanto financieros como técnicos.

No queríamos repetir el pasado, cuando se hacía una carretera y sobre la marcha se comprobaba que el suelo no era apto. Hacer las cosas bien toma tiempo. Aún así, lo que se ha logrado es bastante.

En infraestructura hay más de 100 proyectos de carreteras para financiar con alianzas público-privadas, con presupuesto general o de manera combinada. En el presupuesto de este año les metimos 500.000 millones de pesos a los municipios para que arreglen sus vías que son importantes para los campesinos.

Hay un Conpes que da espacio fiscal para invertir en infraestructura más allá del 2020. No son propuestas, son hechos. Lo que muestran las cifras es que la ejecución año-año del presupuesto de inversión ha estado cercano al 90 por ciento, cosa que no se veía antes.

¿Por qué el sector agrario, si era una de las locomotoras, lo dejaron sin plata para tener que buscar soluciones tras un paro?

La agricultura ha tenido incrementos presupuestales visibles. Entre el 2010 y el 2013, el presupuesto del sector también se duplicó. Ahora, el Gobierno va a hacer un esfuerzo adicional para que el año entrante tenga unos recursos. Para el 2014 la asignación era más baja que en el 2013, pero muchísimo más alta que en el 2010.

Por las dificultades en la aplicación del nuevo sistema de regalías le llovieron críticas a Planeación. ¿Por qué esto no se hizo de forma satisfactoria para las regiones desde el comienzo?

Regalías es una reforma de una gran magnitud. Se nos criticó que habíamos dejado el largo plazo de la planeación por atender las regalías, pero ¿qué más largo plazo que las regalías? Es lo que va a cambiar las regiones.

Durante 15 años, el sistema de regalías funcionó con un gobernante decidiendo en una noche qué hacer con una cantidad de plata.

PROYECTOS SE APRUEBAN CON TRANSPARENCIA

Lo que digo, sin temor a equivocarme, es que el nuevo sistema ya logró, después de un año, varias de las cosas que quería lograr. Poner a los tres gobiernos a trabajar juntos, tener proyectos para el uso de los recursos y que los proyectos se aprueben con transparencia. Esto, a mediano plazo ,va a hacer que la corrupción dentro del sistema de regalías no tenga nada que ver con lo que hemos observado en los últimos 15 años.

Respecto al Plan de Desarrollo, puedo decir que en muchos aspectos queda en el 100 por ciento. Empleo, pobreza, inversión, regalías, desarrollo regional, todo está muy avanzado. Hay otros temas en los que falta camino: infraestructura, ciencia y tecnología.

De 109 puntos que teníamos, el 70 por ciento se ha cumplido, un 25 por ciento está en proceso y un porcentaje mínimo, del 5 por ciento, está por empezar todavía.

Martha Morales M.

Economía y Negocios

Siga bajando para encontrar más contenido