Electrificadoras empezarían a usar facturación electrónica

Este método permitirá el envío del cobro en formato digital a través de la Internet, mediante una plataforma segura, que garantiza la integridad del contenido.

Finanzas
POR:
julio 15 de 2014 - 11:49 p.m.
2014-07-15

Todas las empresas en Colombia tendrán que usar la facturación electrónica: así lo contempla la reglamentación que expedirá el Gobierno Nacional próximamente, en la cual hará un cambio a la estructura sobre la manera como se viene usando este sistema, simplificando algunos aspectos para hacerlo más fácil.

Esta alternativa es fiable tanto para los usuarios como para las entidades, dice Oscar Mauricio Moreno, vicepresidente de la Comisión de Factura Electrónica de la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico (Ccce) y representante de F&M Technology S.A.S., quien explica los alcances que tiene este sistema para la sociedad.

¿Qué tan factible es que las electrificadoras usen la factura electrónica?

Es muy factible. Ya hay muchas empresas de servicios públicos que entregan las facturas electrónicas. Sin embargo, cuando revisamos este tema con ellas, la mayor preocupación es el nivel de conectividad a Internet que tiene Colombia. Aunque ha mejorado, falta mucho, y lo que nos dicen es que sus usuarios son muy diversos, en todos los sentidos, por estrato, edades, afinidad con la tecnología, conectividad en el hogar/oficina, entre otros. F&M, como proveedor de este mecanismo, ha diseñado estrategias que convierten el problema en oportunidad, por ejemplo, portales para la entrega, aplicaciones móviles, mensajes de texto para notificar la facturación, botón de pago integrado en el recibo, entre otros.

¿Qué necesitarían los usuarios para recibir sus facturas?

Los usuarios necesitan tener conectividad a Internet, un correo electrónico o un número de celular. Conectividad a Internet para acceder y descargar las facturas, también para pagar o imprimir el recibo. Un correo electrónico o número de celular para notificar la existencia de la nueva factura.

¿Qué tan fiable es este modelo de facturación?

Es muy fiable. Sin embargo, el principal reto es cultural, el cambio del papel por lo digital. Superar este reto es una labor del país, gremios y la empresa privada. Primero, por parte del gobierno, se está haciendo la tarea, mejorando las condiciones de facturación electrónica, convirtiéndola en obligatoria y eliminando barreras; esto viene con el borrador de decreto para la masificación de este mecanismo.

Segundo, los gremios como la Ccce están trabajando para sentar a proveedores y acordar temas relevantes, hablar con el gobierno, participar activamente con comentarios sobre los borradores de decreto y comunicar en medios todo lo relacionado con facturación electrónica. Y por último, la empresa privada, que al promover sus servicios, genera una competencia sana y natural, que al final beneficia a los usuarios y a las compañías responsables de facturación.

ASPECTOS GENERALES DEL NUEVO MECANISMO

Las empresas de energía están interesadas, por los ahorros en costos, principalmente, y porque una factura electrónica es más segura que una en papel. Además, permite integrar una serie de tendencias digitales a la entrega de esta, como pago electrónico, reclamaciones por chat, publicidad digital, entre otras.

¿Cuándo comenzaría a generalizarse esta facturación en Colombia?

Yo creo que en dos años estaremos iniciando esta innovación. La factura electrónica es la punta del iceberg de la revolución digital empresarial que se está incubando en Colombia y que se dará en las empresas.

Este cambio incluirá el manejo de todos los documentos, actualmente físicos, en formato digital, como cotizaciones, pedidos, órdenes de compra, aviso de despacho, acuse de recibo de mercancía, pago electrónico, factoring de factura electrónica y muchos más.

¿Qué empresas del sector eléctrico han expresado interés por este sistema de facturación?

Hay varias que nos han contactado, principalmente de las ciudades más grandes de Colombia.

BENEFICIOS PARA USUARIOS Y EMPRESAS

Los beneficios que trae consigo la implementación de la factura electrónica en Colombia son varios y dentro de ellos se destacan los siguientes:

-          El ahorro en el gasto de papelería e impresión, siendo amigable con el medio ambiente.

-          Rapidez y facilidad en emisión, envió y recepción a través de correo electrónico.

-          Ahorro en logística y almacenamiento.

-          Facilidad en la conciliación de cuentas, facturas, pagos y procesos de auditoría.

-          Mayor seguridad y agilidad en archivo de los documentos y menor probabilidad de falsificación.

-          Agilidad en la localización de información.