Emisor chileno descarta riesgo de sobrecalentamiento

El Banco Central de Chile aseguró ayer que la economía de ese país no corre aún el riesgo de un sobrecalentamiento, como advirtió recientemente el Fondo Monetario Internacional (FMI).

POR:
mayo 05 de 2011 - 05:00 a.m.
2011-05-05

El gerente de estudios del emisor chileno, Luis Herrera, argumentó que la inflación subyacente, que excluye los combustibles, frutas y verduras, está en el rango que se ha proyectado. "La evidencia que tenemos desde la inflación de un sobrecalentamiento creo que todavía es débil", dijo Herrera, que participó en la presentación en el país de un informe de perspectivas económicas para las Américas elaborado por el FMI, que fue divulgado ayer en México. El subdirector para el Hemisferio Occidental del FMI, Miguel Savastano, fue el encargado de presentar el documento, que alerta del peligro de un sobrecalentamiento de las economías de América Latina debido a los elevados precios de las materias primas y las condiciones favorables de financiación externa. Sin embargo, Savastano subrayó que Chile, a diferencia de otros países, cuenta con mecanismos para absorber la entrada de capitales externos, por lo que no cree que sea necesario aplicar medidas restrictivas adicionales. "Chile tiene instituciones que le permiten y le van a permitir invertir en el exterior. Así como atrae mucha inversión del extranjero, también invierte mucho en el extranjero", explicó. A nivel regional, el responsable del FMI advirtió que los altos precios de las materias primas y la liquidez crediticia permitirán sostener el ritmo de crecimiento en la región, aunque podrían llevar a un sobrecalentamiento si no son mitigadas con políticas públicas. "Los precios altos de las materias primas y la liquidez externa abundante son los dos vientos que empujan la región hacia un mayor crecimiento y podrían generar, si no son mitigados por políticas públicas, un sobrecalentamiento", dijo. El economista explicó que el sobrecalentamiento se da cuando un país crece de modo prolongado a un ritmo superior al que su sistema económico puede sostener a mediano o largo plazo. Cuando eso sucede, dijo Savastano, se dispara la inflación, crecen las cuentas corrientes de los países por la entrada de capitales extranjeros y, si no se aplican medidas correctivas, puede producirse una crisis financiera.HELGON

Siga bajando para encontrar más contenido