Con exigencias de Kirk, TLC cumplió 4 años en la nevera; perdedores del agro tratan de aprovechar el tiempo

En el tiempo que lleva el acuerdo comercial sin entrar en vigencia, diversos sectores agrícolas y pecuarios han aprovechado para terminar de ponerse 'a punto' en competitividad.

POR:
marzo 05 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-03-05

La 'lista de tareas' que debe cumplir Colombia si aspira a que el Congreso estadounidense debata el TLC fue anunciada por el gobierno de Obama, a través de su representante comercial, Ron Kirk, justamente en la semana en que el tratado cumplió cuatro años de ser negociado y quedar como letra muerta.

La negociación se cerró la madrugada del lunes 27 de febrero en Washington, y desde entonces los amigos del acuerdo alimentan su impaciencia mientras que los perdedores, como arroceros, avicultores o cerealero, ven que se alarga su tiempo extra.

¿Se ha preparado el campo colombiano en estos cuatro años de gracia?

"Hemos podido avanzar en la tecnificación de las granjas, pero tenemos grandes debilidades en el sacrificio, procesamiento y comercialización de la carne", dice la gerente de la Asociación Colombiana de Porcicultores, Ximena Mahecha.

La franja de precios (mecanismo de protección al productor nacional que aumenta el arancel cuando baja el precio internacional y viceversa) desapareció y el desmonte arancelario se hará en cinco años a partir de la vigencia del TLC "al que seguimos viendo como una amenaza", comenta Mahecha.

El presidente de la Federación Colombiana de Ganaderos (Fedegán), José Félix Lafaurie, asegura que su sector hoy produce más y ha avanzado, pero no lo suficiente.

Según su Presidente, Fedegán ha tratado de inducir al ganadero a ser empresario; han invertido más de 50.000 millones de pesos en maquinaria y más de 30.000 ganaderos han sido capacitados, entre otras acciones.

Un informe de marzo del 2006 del entonces representante Comercial de Estados Unidos, Rob Portman, sobre la negociación, da cuenta de que, además de carne bovina de alta calidad que llegará a Colombia de inmediato sin aranceles, los dos países han trabajado en derribar las barreras sanitarias y fitosanitarias, que incluyen los procedimientos de inspección para carne, cerdo y pollo.

Sin embargo, se lamenta Lafaurie, en lo que hace a la institucionalidad de acceso se ha avanzado muy poco, lo cual permitiría que Estados Unidos entre al mercado colombiano "sin que nosotros podamos poner un kilo en ese mercado. El Gobierno nos ha 'conejeado'".

Rafael Mejía, presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), recuerda que uno de los objetivos del gremio en la negociación fue conseguir acceso real al mercado estadounidense, es decir, superar las barreras no arancelarias, como las sanitarias y fitosanitarias.

Siga bajando para encontrar más contenido