La experiencia sirve aunque sea para saber que estaba en el camino equivocado | Finanzas | Economía | Portafolio

La experiencia sirve aunque sea para saber que estaba en el camino equivocado

Todo puede ayudar como herramienta para lograr lo que quiere hacer, dice Clavijo. "Ninguna de las cosas que uno aprende es perdida. Así sea para mostrarle que a uno no le gusta algo tiene un valor".

POR:
septiembre 12 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-09-12

Añade que la experiencia también deja claro que si uno se va de ese mundo no es porque sea malo o porque su desempeño haya sido dudoso.

Lo cierto es que, como ella misma lo dice "el sacrificio de hacerlo se paga en cuotas de días grises haciendo lo que se debe para evitar perder lo que se ha ganado en la sociedad, para seguir con una labor que permita tener todo lo material, pagar deudas y, para los más afortunados, gastar más de lo necesario", sostiene Clavijo.

Pablo Londoño dice que por eso hoy en día se trabaja en vocaciones con couching y que existen herramientas para saber si la persona está contenta o no en un trabajo y con su profesión. Además sirve para ver qué tan alineada está no solo en lo laboral, sino en la vida.

"A veces se llega tarde, a veces es difícil enderezar la vida, sobre todo cuando el tema es de vocación. Si un profesional está en un área funcional y tiene posibilidades de pasar a otra, perfecto, pero otra cosa es tomar la decisión valiente de revisar la carrera y hacer el sacrificio de devolverse. Y muchas veces es dramático dedicarse a cosas que no tienen nada que ver con lo que se ha hecho durante años. Además, romper el molde del éxito es bien complicado", concluye Londoño.

Pruebas confusas

Los orientadores vocacionales no se las saben todas. Ningún test es infalible y existe la posibilidad de que ninguna de las opciones que le propongan a una persona le suene. La decisión se complica con condicionantes como que solo algunas carreras dan plata, empleo y éxito.

Siga bajando para encontrar más contenido