Fedegán propone 80 pesos como 'prima de verano' a la leche

La Federación le pidió al Ministerio incrementar el precio del litro de leche cruda que debe pagar la industria a los productores por la difícil situación que atraviesa el sector ganadero del país.

POR:
enero 29 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-01-29

La solicitud la hizo el presidente de Fedegán, José Félix Lafaurie Rivera, en razón a la situación de crisis del sector, agudizada por el rigor del verano, y que según el Ideam, se prolongará hasta mayo.

Para el dirigente gremial, "más allá de la fórmula para la determinación del precio, es importante que se reconozcan las críticas condiciones de la coyuntura. Si no se garantiza el ingreso del ganadero a través de la aplicación de la fórmula y de algún esquema de "prima de verano", a la vuelta de cuatro a seis meses, la producción de leche habrá colapsado, llevando a la quiebra a miles de empresas ganaderas y agravando la difícil situación social del campo".

"No se puede olvidar tampoco, que durante 2009 el productor ganadero se quedó sin aumento en beneficio de la industria, por cuenta de una crisis de abundancia, originada por el exceso de lluvias, el cierre del mercado venezolano y el descenso en el consumo. No puede ser que no se aumente porque llueve y tampoco se aumente cuando deja de llover, cuando la leche se encuentra hoy en un ciclo de escasez por cuenta del fenómeno de El Niño", concluye Lafaurie Rivera.

Lafaurie Rivera, en carta enviada al ministro Andrés Fernández Acosta, afirma que la fijación de un precio justo les permitirá a los ganaderos productores de leche tener acceso en forma oportuna a los suplementos alimenticios, que hoy, ante la insuficiencia de pastos, se han convertido en la única alternativa para alimentar el ganado.

Actitud inequitativa

Ante los pronunciamientos de la industria, en los que sostiene que el fenómeno de El Niño ha tenido poco o ningún impacto sobre la oferta de leche, o de un impacto apenas localizado en algunas regiones del país, el representante de los ganaderos indicó que estas declaraciones no se compadecen con la realidad ni con los efectos evidentes del intenso verano. Recuerda que dicho fenómeno se prolongará hasta mayo, con el agravante de que la recuperación de las praderas irá mucho más allá de este mes, reduciendo aun más la oferta forrajera.

"Detrás de esas declaraciones se percibe una intencionada ambientación para dejar sin piso cualquier expectativa de ajuste al precio al productor. Actitud que es inequitativa si se tiene en cuenta que el ganadero, durante 2009, resignó el incremento a favor de la industria, con el mismo argumento de la existencia de altos inventarios", enfatiza Lafaurie Rivera.

Siga bajando para encontrar más contenido