Fitch ratifica perspectiva para deuda externa colombiana

La estabilidad macroeconómica fue determinante para mantener la perspectiva en positiva.

Fitch mejoró la perspectiva en marzo pasado.

Archivo Portafolio.co

Fitch mejoró la perspectiva en marzo pasado.

Finanzas
POR:
abril 23 de 2013 - 03:47 p.m.
2013-04-23

Fitch ratificó el martes la perspectiva positiva para la calificación de la deuda externa de largo plazo de Colombia, mencionando la estabilidad macroeconómica del país así como una mejora en sus balances fiscales y en las reservas internacionales. La agencia calificadora había revisado la perspectiva en marzo a positiva desde estable.

"Las cuentas externas se han fortalecido a través de la acumulación de reservas internacionales y las mejoras en la política fiscal son consistentes con la consolidación fiscal y una disminución de la carga de la deuda", dijo Erich Arispe, director de Fitch en Latinoamérica.

El aumento de los niveles de reservas internacionales y el hecho de que Colombia se convierta en un acreedor neto soberano externo este año aumenta aún más su capacidad de resistencia a los choques externos, aseguró Fitch.

Diez años después de que los bonos de Colombia estuvieran en la categoría de basura, la fortaleza de su economía y los avances en seguridad contra la guerrilla izquierdista ayudaron a que el país recuperara el grado de inversión por parte de las agencias de Wall Street.

Fitch se convirtió en la segunda calificadora importante en revisar la perspectiva de Colombia a positiva desde estable después de que Standard & Poor lo hizo en agosto del año pasado. En el 2011, Fitch fue la última agencia en devolver a Colombia el grado de inversión.

La agencia confirmó en "BBB-" la calificación para la deuda soberana de Colombia en moneda extranjera, el nivel más bajo en la escala de grado de inversión. Standard & Poors y Moody's calificaron a Colombia de manera similar a Fitch, en "BBB-" y "Baa3", respectivamente. S&P tiene una perspectiva positiva, mientras que Moody's colocó una proyección estable en el crédito.
Colombia, la cuarta mayor economía de América Latina, perdió el grado de inversión como consecuencia de la crisis económica de 1999. El país ha atraído a miles de millones de dólares en inversión extranjera directa en la última década, aumentando la producción de petróleo y carbón, después de que la ayuda militar de Estados Unidos permitió a las fuerzas de seguridad asestar duros golpes a las guerrillas y los cárteles de la cocaína.

La economía de Colombia ha mostrado signos de desaceleración, con débiles datos de la producción industrial y ventas al por menor, a los que se sumaron problemas en el sector del carbón que el Banco de la República teme que puedan impactar el desempeño del primer trimestre. El Producto Interno Bruto (PIB) de Colombia creció un 4 por ciento en el 2012 desde un 6,6 por ciento en el 2011.
Reuters