Gobierno quiere acelerar elección del gerente de Federacafé

La intención es que el proceso se realice este mes. El Ejecutivo tiene claro que no es posible prolongar la interinidad en el cargo. No se esperará hasta septiembre como se había dicho inicialmente.

Gobierno quiere acelerar elección del gerente de Federacafé

Archivo Portafolio

Gobierno quiere acelerar elección del gerente de Federacafé

Finanzas
POR:
julio 02 de 2015 - 11:53 a.m.
2015-07-02

El Gobierno quiere que la designación del nuevo gerente de la Federación Nacional de Cafeteros se haga lo antes posible.

Esa fue la instrucción que recibió ayer al Comité Nacional del gremio.

Al Ejecutivo le preocupan tres temas: el primero, que no le cabe en la cabeza esperar hasta septiembre, cuando se realice la convocatoria del congreso extraordinario de los cafeteros para la elección del nuevo timonel del gremio más importante del sector agropecuario colombiano.

En segundo lugar, que se mantengan las divisiones dentro de los mismos comités departamentales, entre los que apoyan al posible ‘sucesor’ del exgerente, Luis Genaro Muñoz, y los otros comités que quieren un cambio al interior de la institución.

En tercer lugar, que la elección esté precedida de reuniones privadas, por fuera de la institucionalidad gremial.

Esta última apreciación tiene que ver con la situación registrada en la noche del martes pasado en la sede del Club de Banqueros, ubicado a unos pocos metros de la sede de la Federación, en la zona financiera del norte de Bogotá, donde el grupo que en su momento apoyó a Muñoz, se reunió para hablar de quién sería su candidato.

Ayer, Portafolio consultó con algunos de los miembros del Comité Directivo de la Federación (delegados departamentales) acerca de este tema y del proceso de elección del gerente. Varios confirmaron la tensión que se registra en la Federación, pero pidieron la reserva de sus nombres debido a alta susceptibilidad al interior del gremio.

En general, comentaron que, para defender los intereses de los productores, el nuevo gerente debe ser escogido por los mismos caficultores y no en procesos de ‘sucesión’.

También aseguran que la elección debe ser democrática y reflejar el proceso de elecciones cafeteras del año pasado.

Por último, los dirigentes cafeteros entrevistados pidieron que el gerente encargado y el equipo de la Federación no participen en el proceso de elección, acabar con las divisiones internas y que el gremio acoja un cambio, el cual no podrá hacerse con los mismos empleados de alto rango que tiene la Federación en la actualidad.

En cuanto a los candidatos, la terna que el Comité Directivo presentaría al Gobierno está integrada por dos empleados de la Federación y un exempleado.

En primer lugar, Juan Esteban Orduz, director de la oficina del gremio en Nueva York, abogado egresado de la Universidad del Rosario, con una especialización en Finanzas en la Universidad de los Andes y estudios en el Centro Weatherhead de Asuntos Internacionales de la Universidad de Harvard.

Por su parte, Luis Felipe Acero ocupa el cargo de gerente (e) desde el primero de junio; previamente, ejercía como gerente administrativo del gremio.

Como ‘independiente’, pero con el apoyo de varios comités de cafeteros que quieren un cambio, pero no con los empleados del gremio, está Luis Eduardo Gómez, quien ha estado vinculado a la industria cafetera toda la vida. Fue funcionario del Banco Cafetero, representante de la Federación en Asia y su último cargo fue el de presidente de Finagro.

En el entretanto ha sido caficultor y ha desempeñado diferentes cargos en el Comité de Cafeteros de Antioquia, y, luego como director de la oficina de la Federación en Tokio, donde estuvo seis años.

Luis Eduardo Gómez es administrador de empresas, abogado y especialista en finanzas.

HABRÍA PARO ENTRE JULIO Y AGOSTO 

La división de los comités y la interinidad en la gerencia de la Federación, serán aprovechadas por Dignidad Cafetera para realizar un paro entre finales de este mes y comienzos de agosto. La creación de un fondo de estabilización de precios morigeraría las intenciones de protesta.

Juan C. Domínguez
Economía y Negocios