Google se gastó unos US$1.900 millones en una sede nueva

El buscador de Internet más utilizado compró un edificio en Nueva York.

POR:
diciembre 07 de 2010 - 03:58 p.m.
2010-12-07

 

Google ofreció 1.900 millones de dólares por un edificio de oficinas en el barrio neoyorquino de Chelsea, lo que supone el precio más alto pagado por un sólo inmueble en este país durante el último año, según The Wall Street Journal.

Ese diario asegura en su web, sin identificar sus fuentes, que Google firmó ya el contrato de compraventa del edificio de quince plantas en el que se encuentra la sede en la Costa Este de Estados Unidos del buscador de Internet más utilizado.

Ubicado en la Octava Avenida, entre las calles 15 y 16 de Manhattan, cerca de donde también tiene sus oficinas la firma deportiva Nike, el inmueble ocupa una manzana entera y, pese a que no es muy alto, ofrece más espacio de oficinas que el propio Empire State Building.

  La compra del inmueble que en su día fue sede la Autoridad Portuaria de Nueva York y Nueva Jersey se ha hecho a través de una subasta y, aunque aún no está completamente cerrada, la empresa quería sellar la operación antes de que acabara el año, por lo que ha entregado un cuantioso depósito.

Según los datos recabados por el diario, una tercera parte del inmueble está alquilada por firmas de telecomunicaciones y la propia Google ocupa 46.400 metros cuadrados del edificio, levantado en 1932.

Este acuerdo podría suponer la confirmación de que Google pretende expandir su actividad en Nueva York, donde ahora cuenta con cerca de dos mil empleados.

Recientemente la compañía donó un millón de dólares al 'High Line', un novedoso parque que se ha habilitado sobre las vías elevadas de un antiguo tren que discurría por Manhattan de norte a sur y que pasaba cerca del inmueble que ahora posee. El sitio se ha convertido en un concurrido lugar de recreo y centro de atención turístico.

"Los empleados de Google en la ciudad se han apasionado con el 'High Line', y esa pasión es la que inspiró a la compañía a ofrecer este generoso regalo", explicaban el pasado noviembre los responsables del parque, ubicado en una zona de Manhattan conocida como Meatpacking, que está sufriendo una gran transformación en los últimos años. 

 

Nueva York/EFE 

Siga bajando para encontrar más contenido