‘Hay una agenda focalizada para cerrar la brecha rural’

Tatyana Orozco, directora del Departamento Nacional de Planeación, dice que la economía crecerá este año 4,7 por ciento y explica cómo se beneficiarán los departamentos con el aumento del Presupuesto.

Tatyana Orozco asumió la dirección del DNP en septiembre del 2013.

Archivo Portafolio.co.

Tatyana Orozco asumió la dirección del DNP en septiembre del 2013.

POR:
enero 12 de 2014 - 09:42 p.m.
2014-01-12

 

El año 2013 fue de importantes logros para la economía del país, con avances considerados históricos, en aspectos como la reducción de la pobreza, el aumento en la Inversión Extranjera Directa (IED), que superó los 16 mil millones de pesos, y el desempleo que cerró el año en un dígito.

Tatyana Orozco, directora del Departamento Nacional de Planeación (DNP), dice que estos indicadores representan unas bases sólidas para que Colombia consolide una senda de crecimiento a largo plazo.

¿Cómo será el comportamiento de la economía este año?

Preveemos un crecimiento de 4,7 por ciento, impulsado por construcción, infraestructura, y minas y energía. Este año vemos mayor crecimiento en minas y energía, y transporte. Creo que van a ser los dos grandes sectores.

¿Cómo ha sido el acople al nuevo Sistema General de Regalías?

Nos teníamos que acostumbrar. Desde la entrada en vigencia, los Ocad (Órganos Colegiados de Administración y Decisión) han aprobado 5.200 proyectos de inversión por 18,8 billones de pesos, de los cuales 12,3 billones son recursos de regalías. Dichas aprobaciones representan el 74 por ciento del total de los recursos asignados para las vigencias 2012, 2013 y 2014.

Las regiones con mayor número de proyectos aprobados son Caribe, con 1.300 proyectos por 3,9 billones, y Centro Oriente y Llano, con 850 proyectos cada uno por 1,4 billones y 3,2 billones de pesos, respectivamente.

¿Sí se ha repartido bien esa ‘mermelada’?

Sí, hoy se benefician la totalidad de los municipios del país; antes, solo 500. En infraestructura y transporte, hay 1.500 proyectos por 3,4 billones y nos quedan por aprobar 3,5 billones más. Tenemos que asegurar esa ejecución. El 39 por ciento de los proyectos inició ejecución, pero todos los días se aprueban más.

Algunas administraciones municipales se quejan de que no les llega la plata. ¿Sí hay agilidad en el giro de los recursos?

Los giros van muy bien. Al principio hubo lío con los giros, pero hoy estamos al día. El Presupuesto General de la Nación para este año tiene un incremento de 7,4 por ciento frente al del 2013.

¿Quiénes se beneficiarán con ese aumento?

Es una cifra importante, pero no es el principal hecho. Uno de los grandes logros del 2013 fue la regionalización del presupuesto. Para el 2014, el 74 por ciento está regionalizado y ya se sabe para dónde van estos recursos.

Hoy en día, hay departamentos que salen ganadores en la repartición, pero a todos les aumentamos el presupuesto de inversión con respecto al año pasado. Eso es importante.

Se ha venido trabajando con todos los ministerios para que las regiones sepan cómo invertir. Cesar, por ejemplo, ha tenido un aumento de 154 por ciento durante este cuatrienio.

¿Para eso son los ‘contratos plan’?

Sí, son convenios que se hacen entre la Nación y las regiones para sacar adelante proyectos prioritarios. Hay siete firmados por 12 billones, 9,3 billones los pone el Gobierno Nacional y el resto, los territorios. Están comprometidos planes de inversión a cinco y siete años. Ahora estamos negociando el del Valle del Cauca y el del Gran Darién.

La semana pasada, el Gobierno habló de llevar la pobreza a cero. ¿Cómo piensan lograrlo?

Vamos bien en ese tema. Se ha hecho un esfuerzo importante, con 2,5 millones de personas que salieron de la pobreza y 1,3 millones que dejaron la pobreza extrema. De las políticas implementadas, se destaca el programa ‘De cero a siempre’, que representa una atención integral a la primera infancia.

La vivienda también va a impactar el tema de pobreza y se destacan avances en la cobertura de salud. Dos millones de colombianos, que antes no estaban, pertenecen al sistema de salud y fueron incluidos en este Gobierno.

La Agencia para la Superación de la Pobreza (Anspe) hace esfuerzos y las cifras de todos estos programas demuestran una contribución de 2 puntos porcentuales en la disminución de la pobreza.

¿En qué ramos tiene más retos el DNP?
En educación, en mejora- miento de vivienda, y en acueductos y alcantarillados. Pero lo más importante es trabajar en cerrar brechas entre lo rural y lo urbano. El campo es un reto. Habrá acciones focalizadas y van a tener un componente alto en generación de ingresos para las familias agropecuarias.

En los primeros 8 meses, trabajaremos en la ejecución de regalías, que no depende de nosotros, está en manos de gobernadores y alcaldes, pues el 95 por ciento de los proyectos es ejecutado por ellos, y hay necesidad de apoyarlos en varios temas para acelerar los procesos.

 

jaivia@eltiempo.com

Siga bajando para encontrar más contenido