¿Hay negocios a prueba de crisis? empresas de comida rápida o turismo de lujo no han mermado sus ingresos

Mientras que la mayoría de sectores de la economía presenta cifras rojas y todavía se plantea estrategias para no desaparecer, hay otros que siguen viendo las cosas en positivo.

POR:
julio 31 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-07-31

Es imposible escapar de la omnipresente crisis. Está en los medios de comunicación, en las reuniones de amigos y, por su puesto, en el trabajo. Se ha convertido en la triste protagonista de la vida diaria.

Pero hay algunos sectores que consiguen zafarse de sus efectos, y otros que, además de evitar los desastres de la recesión, la aprovechan para ver crecer sus ingresos.

Es el caso de las empresas de productos alimenticios y de higiene, sobre todo los de primera necesidad, de los que no es posible prescindir.

A la hora de darle placer al paladar y alivio al estómago, no se acude tan asiduamente a restaurantes caros. Los empleados que tienen que comer en su trabajo, o llevan la comida de casa, o recurren a sitios más económicos.

Es el caso de las cadenas de comida rápida, que han visto crecer su clientela por el cambio de hábitos de consumo, debido a la necesidad de 'mirar el bolsillo'.

De esta manera, McDonald's, la mayor cadena de comida rápida del mundo, ha visto incrementar sus ventas continuamente en los últimos meses, aunque en el segundo trimestre del año sus beneficios bajaron, en especial en Estados Unidos, donde el desempleo -que afecta a unos 6,5 millones de personas- se mantiene en su nivel más alto en dos décadas. Aún así, las ventas trimestrales fueron de 5.650 millones de dólares.

En el primer trimestre del año, McDonald's había tenido subidas del 4,7 por ciento en Estados Unidos, del 3,2 por ciento en Europa y del 5,5 por ciento en los mercados de Asia/Pacifico, Oriente Medio y África (la empresa no cuenta a Latinoamérica en sus cifras porque vendió su negocio en esa región en el 2007).

A su principal competidora en el sector, Burger King, le ha ido mejor en este tiempo, con un incremento del 1 por ciento en los primeros nueve meses del ejercicio, cifra que dio a conocer en abril último y que suponen unos ingresos de 1.908 millones de dólares, con beneficios de 139 millones.

En su último ejercicio fiscal (hasta junio del 2008), Burger King incrementó especialmente sus ingresos en Latinoamérica, donde alcanzaron los 115 millones de dólares, un 13 por ciento más que un año antes.

Otros sectores

En la pasarela de la crisis predominan tres colores. El negro de las previsiones venideras; el rojo, de los números negativos, y el blanco de las marcas que pueblan las despensas de los hogares.

Éstas últimas, -productos que se ofrecen con el nombre de los establecimientos en los que se venden- han aumentado sus ventas en estos delicados momentos económicos. El consumo de este tipo de productos, puede ahorrar al consumidor hasta un 40 por ciento, como revela un estudio publicado por el diario español ABC.

Con la crisis, las salas de los tribunales se llenan de procedimientos por despido, expedientes de regulación y declaraciones de bancarrota. Como toda moneda, esta también tiene dos caras, y las desdichas se convierten en el pozo de los deseos para abogados laboralistas y los de reclamación de deudas, que se libran de caminar por la cuerda floja.

Internet también se ha visto beneficiado por la ralentización de la economía: sus ingresos han aumentado por la migración de la publicidad del papel a las páginas de la red.

Siga bajando para encontrar más contenido