‘Hemos progresado en servicios turísticos pero nos falta'

“Tenemos cultura, historia, naturaleza y playa, pero debemos ponerle el valor agregado. Por ejemplo, el acceso a Villa de Leyva es un problema, la vía hacia ese municipio es una tragedia”, Claudia Terrade, directora ejecutiva de Quimbaya Latinoamérica.

El Museo del Oro es uno de los sitios que más les interesa a los extranjeros que quieren venir a Colombia.

Archivo particular

El Museo del Oro es uno de los sitios que más les interesa a los extranjeros que quieren venir a Colombia.

Finanzas
POR:
octubre 23 de 2015 - 04:36 a.m.
2015-10-23

Por muchos años, Colombia figuró en el mapa internacional de turismo como un país con advertencia en rojo para los extranjeros, es decir, que no se les recomendaba viajar al territorio nacional. Hoy, cuenta con un buen número de zonas consideradas verdes, que algunas compañías de viajes han comenzado a promocionar, especialmente en Europa.

Se trata de Bogotá, Villa de Leyva, el Eje Cafetero, Cartagena y Santa Marta. De acuerdo con el mapa de alertas elaborado por las cancillerías de diversas naciones europeas, el país tiene ahora algunas regiones con recomendación para viajar, aunque en grupos organizados, es decir, utilizando agencias de viajes. Sin embargo, las autoridades aún aconsejan no viajar al país en plan de aventura, es decir, sin la asesoría de personal experto.

Portafolio habló con Claudia Terrade, la gerente directora de la agencia internacional de turismo Quimbaya Latinoamérica, con sede en París, quien lleva muchos años trayendo grupos de extranjeros a Colombia, interesados en el turismo cultural y de historia.

¿Qué tan interesados están los extranjeros en venir a Colombia?

Cada vez más. Pero el país está lejos de alcanzar las cifras de Francia, Italia y España, con 70 millones de turistas anuales. Sin embargo, si logramos traer 10.000 o 20.000 turistas adicionales al año, es una maravilla.

¿Y cómo han sentido el efecto del dólar?

Es muy positivo, pero también hay que ver que nuestros paquetes de viajes los diseñamos para un año. Nuestros catálogos no los podemos cambiar continuamente. Eso se puede hacer en internet. Los contratos hay que respetarlos.

¿Estamos preparados para recibir más turistas y atenderlos bien?

Tenemos una buena oferta hotelera, pero hay muchísimos esfuerzos para hacer, porque la hotelería es muy buena en Bogotá y Cartagena, pero no más. Por ejemplo, en San Andrés hay muchos hoteles, pero prácticamente nada de nivel internacional. Son dos cosas muy distintas.

No solo se necesita un edificio bonito, sino que hay que brindar un servicio de calidad. Nos falta mejorar en este sentido. Perú es un ejemplo de lo que se debe hacer.

Pero la llegada al país de las cadenas internacionales garantiza un mejor servicio...

Sí, eso es muy bueno para el país, pero como le dije, eso solo se da en algunas ciudades, no en todas, como debería ser. Una cosa que tiene Colombia y que no tiene ningún otro país de la región es una cadena que se está internacionalizando (GHL). Eso es algo extraordinario.

¿Qué nos hace falta para estar en el nivel medio de América Latina en servicios hoteleros y turísticos?

Creo que nos falta experiencia y madurez como proveedores de servicios. Eso se adquiere con trabajo. Si las empresas que nos dedicamos a traer turistas lo hacemos, lo menos que esperamos es que los visitantes sean bien atendidos. También nos hacen falta servicios turísticos internacionales como buses especializados y muchas otras cosas que enamoran a los visitantes. El día en que todo esté pensado para recibir turistas vamos a decir que estamos preparados y listos para considerarnos un país turístico.

¿Tenemos potencial turístico, vale la pena insistir en este tema?

Sin duda. Este es un país hermoso que tiene mucho que mostrar. Debemos aprovechar que en este momento hay una cantidad de destinos en el mundo que están cerrados, especialmente por guerras e inseguridad. Hoy, en buena medida, los ojos están puestos en América Latina. Y Colombia aparece ahí. Tenemos cultura, historia, naturaleza y playa, pero nos falta ponerle el valor agregado. Por ejemplo, el acceso a Villa de Leyva es un problema, la vía es una tragedia. El sitio es muy bonito y con atractivo mundial, pero la sola salida de Bogotá es un grave problema.

¿De qué se quejan los extranjeros que vienen de turismo al país?

Uno de los problemas son las congestiones en las ciudades. Un extranjero llega a Bogotá y se sorprende con un aeropuerto muy bonito, pero sale a la calle y se encuentra con huecos y trancones. Si alguien quiere salir de Bogotá en carro, las vías de la ciudad son un caos.

El Museo del Oro es una maravilla, pero el visitante se encuentra con el desorden en el centro de Bogotá. Eso da vergüenza.

QUÉ LES LLAMA LA ATENCIÓN A LOS EXTRANJEROS

Ellos tienen una gran curiosidad porque Colombia no aparecía en el mapa de sitios turísticos recomendados. Y dicen: al fin se puede ir a ese país.

Colombia les llama mucho la atención porque han oído tantas cosas, buenas y malas, que les nace el interés por venir. Además, cuando han conocido a un colombiano en Europa y lo ven tan alegre, de buen humor y servicial, quieren saber si los demás somos lo mismo. Preguntan por los sitios más atractivos para visitar. Nosotros siempre recomendamos visitar el Museo del Oro, Villa de Leyva, Cartagena, San Agustín, el Eje Cafetero, Medellín y el parque Tayrona. A los extranjeros les gusta la música, especialmente la salsa, las flores y las frutas.

Ellos están interesados en conocer la cultura del café. Y tienen una gran admiración por la belleza de las mujeres.