Hongo atacó al 55% de las palmas del Magdalena Medio

Ha sido tal la alta infestación de la plaga conocida como PC que se declaró una emergencia sanitaria, vigente por los próximos tres años.

Finanzas
POR:
abril 15 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-04-15

Por lo menos 100.000 hectáreas sembradas con palma aceitera en el Magdalena Medio estarían en riesgo de desaparecer, en la medida que se mantenga la velocidad de infestación que ha tomado el hongo conocido como PC (pudrición de cogollo) y que en algunas fincas ha llegado al 55 por ciento del área.

Lo anterior, lo denunció el Instituto Colombiano Agropecuario (ICA), entidad que por medio de una resolución declaró el estado de emergencia fitosanitaria en la zona.

La plaga ya hizo de las suyas en la zona palmera de Tumaco, donde debieron erradicarse 12.000 hectáreas de las 35.000 sembradas debido a los estragos que ésta ocasionó, mientras que las pérdidas estimadas por Fedepalma totalizaron 101.596 millones de pesos en los cultivos; en total, en Tumaco, no menos de 28.000 hectáreas se perjudicaron de forma leve a severa.

Según la resolución del ICA, la plaga se ha hecho presente en los municipios de Barrancabermeja, Puerto Wilches, Sabana de Torres y San Vicente de Chucurí (Santander) y en Cantagallo y San Pablo (Bolívar), para los cuales se dictó la citada emergencia.

Entre las medidas que deben tomarse, están la erradicación de las palmas que estén afectadas y que se constituyan como los focos de infestación, mientras que, además, deben colocarse trampas para capturar los insectos que se encargan de diseminar el hongo.

En general, todos los palmeros deberán definir sus planes de erradicación y renovación de los cultivos, los que deberán ser avalados por un comité técnico designado por el instituto. Las medidas adoptadas buscan erradicar la plaga, no su control, pues con una sola palma enferma, pueden contagiarse las demás. Por esto, se recomienda la eliminación y su reemplazo por palmas nuevas, variedades que han sido puestas en el mercado por Corpoica y por Cenipalma, ideales para zonas de cultivo específicas.

En la zona de Tumaco, por ejemplo, la labor de repoblamiento se está haciendo con 50.000 semillas nuevas, entregadas por Corpoica y por el Ministerio de Agricultura.