Industria no frena su caída: producción de autos sigue siendo la más afectada con una baja de 47% hasta mayo

Las encuestas presentadas por el Dane, que miden el comportamiento del sector industrial, siguen en terreno negativo y hace impreciso determinar el futuro de corto plazo.

POR:
julio 17 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-07-17

El Dane reveló que durante los cinco primeros del año, la producción real de la industria manufacturera colombiana registró un descenso de 8,8 por ciento, especialmente por la contracción de los subsectores de vehículos automotores, con 47 por ciento, confecciones, industria básicas de hierro y acero, productos de molinería y almidones, y sustancias química básicas. Esos subsectores restaron cuatro puntos a la variación total de la industria.

El registro arrojado por la producción que mide la Muestra Mensual Manufacturera (MMM) del Dane en el periodo de enero a mayo, también fue superior en dos puntos porcentuales al de la encuesta de 8 gremios revelada esta semana, que dio cuenta de un desplome del 6,8 por ciento en ese indicador.

La menor producción de la industria, originada a su vez por la contracción de la demanda de los hogares y empresas, llevó a que el empleo generado por el sector, sin incluir trilla de café, disminuyera 6,5 por ciento en los cinco primeros meses de este año, contra el mismo periodo del 2008, reveló igualmente el organismo de estadística.

Las ventas de la industria de enero a mayo del 2009 también se desplomaron y hasta mayo disminuyeron 6,9 por ciento en comparación con el mismo periodo de 2008, 1,1 puntos porcentuales mayor a la consignada en la Encuesta de Opinión Industrial Conjunta (Eoic) de los 8 gremios.

Sólo durante mayo de este año la producción de la industria manufacturera registró, de acuerdo con el Dane, un descenso de 6,5 por ciento, levemente superior, en un punto porcentual a la de abril, que fue de 6,4 por ciento. En ese periodo además las ventas de la industria en punto de fábrica decrecieron 4,7 por ciento respecto a igual mes del 2008.

Autos no despegan

La caída de la industria automotriz se debe, entre otros factores, a las menores ventas de vehículos al detal, que registraron a abril un descenso acumulado de 20,5 por ciento, y a las restricciones impuestas por los gobiernos de Venezuela y Ecuador a las importaciones colombianas.

A su vez, la menor demanda interna de venta de carros nuevos se genera por el alto endeudamiento de los hogares y las restricciones al crédito que han primado durante buena parte del último año.

De hecho, en lo que va del 2009, los empresarios del sector automotriz esperan la venta entre 170.000 y 180.000 vehículos al detal, inferior a los 219.500 unidades del 2008.

Mientras que la destorcida de la industria de hierro o siderúrgica se debe al desplome que presenta la industria de la construcción.

Confecciones, con menos pedidos

La caída de la confecciones se debe, entre otros factores, a la recesión global y falta de competitividad en el exterior originada en la revaluación del peso. De la misma manera, este sector mantiene la presión de la competencia ejercida por los productos chinos, que cada vez ganan terreno en el mercado mundial. También ha habido un efecto negativo generado por la menor demanda, debido a la pérdida de capacidad adquisitiva de los colombianos.

Siga bajando para encontrar más contenido