Inflación mexicana sigue cediendo; costo de vida durante junio aumentó 0,18%

Los analistas esperan al menos un nuevo recorte en la tasa de interés de referencia, antes de que el banco central concluya su ciclo de bajas.

POR:
julio 09 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-07-09

El índice de precios al consumidor subió un 0,18 por ciento en junio, muy por debajo del 0,41 por ciento visto en el mismo mes del año pasado por aumentos más leves en los servicios de electricidad y telefonía y en alimentos, según señaló ayer el Banco de México (central).

La variación fue muy cercana al aumento del 0,19 por ciento en el índice general de precios al consumidor que esperaban los analistas, según el promedio de un sondeo de Reuters entre 23 especialistas.

La inflación subyacente, considerada un mejor parámetro para medir la trayectoria de los precios porque elimina la volatilidad, fue del 0,28 por ciento en junio, según el reporte del banco.

Medida a tasa anual, la inflación se ubicó en un 5,74 por ciento hasta junio, arriba de la meta del banco central del 3,0 por ciento, pero debajo del 5,98 por ciento que registró hasta mayo.

El banco central esperaba una desaceleración en el índice de precios a partir de mayo, y proyecta que la inflación se acercará al 4,0 por ciento paraa finales del año, como consecuencia también de la severa contracción de la economía mexicana.

"La inflación está cayendo a un ritmo relativamente lento pero sí está cayendo", dijo Alberto Ramos, analista de mercados emergentes de Goldman Sachs.

"Y con la economía cayendo tan profundo, sigo viendo espacio para más recortes en la tasa de interés para dar más estímulo a la economía", agregó el especialista, que espera tres reducciones más en la tasa referencial -vigente en el 4,75 por ciento- para llegar hasta el 4,0 por ciento.

En su comunicado más reciente de política monetaria, el banco central dijo que podría terminar con su campaña de bajas a la tasa de interés referencial que inició en enero, en medio de señales de que la recesión económica se está moderando y que la inflación se desacelera.

Analistas anticipan por lo menos un recorte más a la tasa de referencia, para dejarla en un 4,50 por ciento en el próximo aviso de política monetaria del banco central, el 17 de julio, según el sondeo más reciente del banco Banamex.

El Gobierno mexicano proyecta una contracción económica del 5,5 por ciento este año, pero el Fondo Monetario Internacional (FMI) calcula una caída hasta del 7,3 por ciento.

Los que suben y los que bajan

Los precios que registraron alzas en el sexto mes del año fueron principalmente los de la papa, naranja, aguacate, transporte aéreo, pequeños restaurantes, gasolina de bajo octanaje, tomate verde y azúcar.

Estos aumentos fueron compensados por caídas en los precios del chile poblano, plátano, uva, carne de res, electricidad, telefonía local, limón y tomate.

La canasta básica, que incluye un centenar de productos de alto consumo popular, creció un 0,12 por ciento en junio.
Siga bajando para encontrar más contenido