iTunes se abre paso en el mercado

Mientras cada vez más aficionados a la música acuden a Internet para comprar canciones, con la ventaja entre otras de poder comprar melodías individuales en lugar de discos completos, algunas bandas se preguntan si vale la pena seguir produciendo álbumes enteros.

POR:
agosto 23 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-08-23

Algunos artistas sostienen que la distribución en línea les deja una ganancia demasiado pequeña. Agregan que tiendas virtuales de música como iTunes están socavando la integridad artística de los álbumes al permitir que los cibernautas puedan comprar canciones individuales por 99 centavos de dólar. Algunas bandas, como AC/DC, han preferido ofrecer sus álbumes en otros portales más flexibles, pero no en iTunes. En la actualidad, apenas unos cuantos nombres famosos de la industria musical siguen negándose a distribuir sus canciones a través de iTunes, filial de Apple Computer, el portal más popular para la compra de canciones en línea. Los analistas dicen que si la tendencia se mantiene, aquellas bandas que han evadido a iTunes no podrán hacerlo por siempre. Esos grupos incluyen a Los Beatles, Led Zeppelin, Garth Brooks, Radiohead y Kid Rock. Para el analista Phil Leigh, de la firma de investigación de mercado Inside Digital Media, las bandas no pueden arriesgarse a seguir perdiendo las ventas y mercadotecnia que están generando los nuevos formatos digitales, sobre todo iTunes. Mientras las ventas de discos compactos siguen retrocediendo, es sólo una cuestión de tiempo hasta que los últimos grupos reacios se rindan, afirmó. “Cualquier artista que no lo haga se va a quedar varado en la estación”, dijo Leigh. “No es un secreto que el crecimiento en el mercado de los CDs está tan muerto como el general Custer”, agregó Leigh en alusión al comandante de la caballería George Armstrong Custer, quien peleó en la guerra civil estadounidense y contra los indígenas en el siglo XIX. Desde que las compañías disqueras se percataron de la popularidad de iTunes y otros sitios similares, muchas replantearon sus contratos para darles menos dinero a los artistas por cada descarga. Ed Andrews, un agente de los rockeros Bob Seger y Kid Rock, dijo que antes los sellos discográficos les ofrecían a los artistas alrededor de 30 centavos de dólar por cada canción vendida, pero que ahora los músicos ganan menos de 10 centavos de dólar por cada una. Los problemas contractuales, la lucha por salvar los álbumes completos y el miedo a la piratería han impedido que Seger y Kid Rock sigan distribuyendo sus obras, dijo Ed Andrews. AP

Siga bajando para encontrar más contenido