Materiales para la construcción, con oportunidades comerciales en Chile

Una delegación diplomática que estuvo en Bogotá planteó la posibilidad de utilizar insumos colombianos para hacer casas e incluso, para infraestructura y obras civiles.

POR:
marzo 26 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-03-26

La relación comercial de Colombia con Chile, después del terremoto que golpeó a este país el 27 de febrero, volvería a la normalidad a corto plazo y tendería al crecimiento en un horizonte un poco más amplio.

Esa es la previsión de la delegación diplomática austral en Bogotá, según la cual en el periodo de reconstrucción que se inicia, el empresariado colombiano tendría oportunidades en casas prefabricadas, insumos para la industria de la construcción, inversión en obras públicas, nuevas concesiones viales y energía.

Se estima que las pérdidas dejadas por el movimiento telúrico están entre 15.000 y 30.000 millones de dólares, recursos que deberán ser invertidos en la reconstrucción de viviendas e infraestructura pública, entre otros renglones de la actividad productiva.

Antes del terremoto se proyectaba un crecimiento del PIB chileno de entre 4,5 y 5,5 por ciento, pero ahora firmas como JP Morgan Chase reajustaron sus cuentas y estiman que en efecto la economía de Chile podría expandirse rápidamente y llegar a 5,5 por ciento este año, "principalmente debido a las obras de reconstrucción que impulsará el país".

Según el Dane, Colombia exportó el año pasado al mercado chileno 627,1 millones de dólares, 26 por ciento menos que en el 2008, como resultado de la crisis económica que contrajo la demanda a nivel internacional.

Las mayores ventas en los dos años anteriores correspondieron a productos tradicionales (principalmente carbón y petróleo y sus derivados), que fueron los que más cayeron en el 2009: 37 por ciento.

Los despachos de bienes no tradicionales no son nada despreciables: de acuerdo con Proexport, sumaron 300 millones de dólares el año pasado y su descenso fue de apenas 8 por ciento.

En este grupo hay un gran potencial de ventas, principalmente en los productos anotados. En materiales de construcción, la facturación a Chile en el 2009 fue 5,4 millones, una caída anual de 26 por ciento, que ahora, por la construcción masiva de unidades habitacionales, edificios de oficinas y obras públicas, podría podría tener una vigorosa recuperación.

Según Infolatam (portal especializado en Información y Análisis de Latinoamérica), citado por la Oficina Comercial de Chile en Colombia, el proceso de reconstrucción no debiera representar mayores complicaciones al gobierno chileno debido a que "posee los recursos necesarios para afrontar este tipo de desastres y tiene la capacidad suficiente para desembolsar el dinero que permita llevar a cabo la reconstrucción".

Siga bajando para encontrar más contenido