Los mayores de 65 años serán mayoría mundial en poco más de 30 años, revela estudio de E.U.

Mientras que actualmente totalizan 506 millones de personas, en poco este lapso se habrán duplicado hasta 1.300 millones, según un estudio oficial. La tasa de natalidad mundial sigue siendo muy baja.

POR:
julio 24 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-07-24

El número de personas mayores en el mundo superará al número de niños menores de 5 años en un decenio, lo que significará más exigencias para un número decreciente de cuidadores jóvenes y más impuestos para los programas de asistencia social.

Según un informe de la Oficina del Censo de Estados Unidos, el número de personas mayores de 65 años se duplicará al 14 por ciento desde el 7 por ciento de la población mundial en los próximos 30 años, aumentando a 1.400 millones en el 2040 desde alrededor de los 506 millones a mediados del año pasado, según el informe An Aging World: 2008 (Un mundo envejeciendo: 2008), encargado por el Instituto Nacional de Estados Unidos sobre el Envejecimiento (NIA).

El aumento más rápido de la población de edad avanzada se está produciendo en los países en desarrollo, donde el alza del número de personas con 65 y más es del doble que la tasa de los países desarrollados.

El año pasado, 313 millones, o el 62 por ciento, de la población mayor vivía en países en desarrollo, un número que se proyecta suba a más de 1.000 millones, un 76 por ciento de la población mundial de 65 y más años, según el informe.

"Bajas tasas de fertilidad, una mayor esperanza de vida y mejores condiciones y servicios sanitarios" son las fuerzas impulsoras de la tendencia mundial, dijo Wan He, experta en demografía de la Oficina del Censo y coautora del informe. El problema para los países en desarrollo es que tienen bastantes menos recursos, dijo.

Los desafíos

"Los desafíos son similares tanto en países desarrollados como en desarrollo en el sentido de que con una sociedad en proceso de envejecimiento, la atención será un serio problema para la sociedad y la familia", dijo en una entrevista telefónica.

"¿Quién contribuirá a la Seguridad Social? Y en la familia habrá cada vez menos hijos disponibles para cuidar de padres ancianos".

Negocios en el sector de la salud, los fondos de pensiones, y programas e inmobiliarias que se dediquen a gestionar residencias para jubilados podrían beneficiarse del envejecimiento de la población.

"Será muy bueno para negocios que se benefician de la muerte", dijo He. "Un creciente porcentaje de personas mayores aumentará la demanda de servicios médicos porque una gran parte de éstos se proporcionan casi al final de la vida".

La actividad bancaria y la gestión de activos también podrían mejorar, agregó He. "Al menos en los mercados desarrollados la población de edad tiende a tener más patrimonio", dijo. Una edad media más alta "probablemente sea bueno para las finanzas porque significa más ahorro".

Los cambios en la estructura familiar y en la organización social complicarán el problema del cuidado de la población mayor en los países en desarrollo, dijo Margaret Wallhagen, directora del John A. Hartford Center of Geriatric Nursing Excellence de la Universidad de California, en San Francisco.

"La familia extensa ha sido una parte sumamente importante en el cuidado de los ancianos en el hogar durante muchos años", dijo Wallhagen en una entrevista telefónica.

"Debido a las limitaciones y las crisis a que se han enfrentado esos países, miembros de las familias numerosas se han ido de casa, dejando a los ancianos solos".

En Shanghai autorizan a tener un segundo hijo

Las autoridades de la ciudad de Shanghai, en China, animan por primera vez a las parejas a tener un segundo hijo, ante el envejecimiento de la población, y pese a la política del hijo único que impera en este país desde finales de los 80, informó el periódico 'China Daily'.

Los funcionarios del Departamento de Planificación Familiar de la ciudad y voluntarios visitarán, para ello, los domicilios de parejas compuestas por hijos únicos, que serán las que tengan derecho a tener un segundo vástago.

"Somos partidarios de que las parejas tengan dos hijos, ya que puede ayudar a reducir la proporción de envejecimiento de la población y aliviar la escasez de mano de obra en el futuro", dijo Xie Lingli, director de la Comisión de Población y Planificación Familiar de Shanghai.

Shanghai, la ciudad más poblada de China, tiene más de 3 millones de residentes que superan los 60 años, lo que supone el 22 por ciento de la población.

Siga bajando para encontrar más contenido