La mayoría del crédito se hace fuera del sector financiero

Predomina el uso del efectivo, señala estudio de la Superfinanciera y Banca de las Oportunidades.

Finanzas
POR:
junio 03 de 2015 - 11:52 a.m.
2015-06-03

Si bien se ha producido una mejora evidente en los índices de bancarización, y el crédito sigue creciendo saludablemente, en la práctica las personas naturales y las microempresas prefieren endeudarse y ahorrar por fuera del sector financiero.

Así lo señala un estudio sobre inclusión financiera de la Superfinanciera, Banca de las Oportunidades e Ipsos, en el cual se analiza la demanda de servicios financieros en seis regiones del país y en todos los estratos socioeconómicos.

Si bien entre microempresarios y personas naturales hay conocimiento sobre la importancia del ahorro y el crédito, y no hay problemas en puntos de acceso, las limitaciones tienen que ver con la autoexclusión, originada principalmente en los cobros.

MICROEMPRESAS 

70% de operaciones usa el efectivo

El uso del efectivo domina las operaciones de las más de 1.200 microempresas consultadas en la encuesta de inclusión financiera.

Como si se tratara de un círculo, el 96 por ciento de los negocios de la muestra no recibe pagos con tarjeta débito o crédito, al tiempo que el 70 por ciento de los microempresarios hace sus pagos de servicios públicos, arriendo, proveedores y salarios en efectivo.

Parte de la explicación tiene que ver con que el 68 por ciento de las compañías consultadas son informales (es decir que no tienen registro mercantil).

De todas maneras, el 55 por ciento de estas firmas tiene al menos un producto transaccional (cuenta de ahorros o corriente, crédito, mecanismos de ahorro o seguros).

A la hora de elegir un producto financiero, los criterios que más priman en la decisión son las condiciones financieras (bajos costos e intereses y cuota fija), la facilidad en los trámites y el buen servicio.

En cuanto al crédito, el 47 por ciento de los microempresarios consultados se endeudó en el último año. Sin embargo, fueron mayoría los que recurrieron al sector financiero formal. Entre el 23 por ciento que usó otras fuentes de fondeo, las más utilizadas fueron familiares o amigos y el ‘gota a gota’.

En el último año, el 51 por ciento de las empresas ahorró. Sin embargo, el 43 por ciento lo hizo en canales informales como cajas fuertes o alcancías, o cadenas de ahorro, por mencionar algunos. Un 13 por ciento guardó sus recursos en cuentas de ahorro o CDT de las entidades financieras.

El 45 por ciento guarda recursos para capital de trabajo, principalmente por la estacionalidad en las ventas.

PERSONAS NATURALES  

Seguros, el producto más usado

Al igual que ocurre con las microempresas, más de la mitad de las personas naturales consultadas tiene una preferencia marcada por el uso del efectivo, a pesar de la penetración de los servicios financieros.

De hecho, la encuesta señala que si bien el 67 por ciento de las personas tiene algún producto financiero, en la práctica el 57 por ciento hace uso solamente del efectivo.

Los seguros son los de mayor penetración, pues el 50 por ciento tiene alguna póliza. Vale la pena recordar que esto incluye también a los que no ofrecen solo entidades financieras, como los seguros funerarios.

Le siguen las cuentas corrientes y de ahorro, en el 43 por ciento de las personas.

La encuesta reveló que en el último año, el 47 por ciento de las personas ahorró, aunque la mayoría lo hizo por fuera del sector financiero, principalmente guardando el dinero en el hogar, destinando recursos a cadenas de ahorro y en fondos de empleados.

Un 16 por ciento guardó recursos en el sector financiero, lo cual incluye cuentas corrientes y de ahorros, así como CDT. El estudio señala que la principal motivación para ahorrar es el consumo, seguida por la atención de imprevistos.

Sin embargo, solo el 37 por ciento de los encuestados se endeudó en el último año. La mayoría lo hizo acudiendo al sector informal, en donde las fuentes son, principalmente, familiares o amigos, prestamistas, fondos de empleados y el comercio.

Solo el 17 por ciento tomó créditos del sistema financiero, lo cual incluye las tarjetas de crédito.

Sin embargo, el 39 por ciento de quienes se endeudaron lo hizo para consumo, el 28 por ciento para atender gastos del hogar y 33 por ciento para invertir.

OTROS HALLAZGOS 

* La principal barrera de acceso al crédito formal es la autoexclusión, es decir, considerar que no se necesita el préstamo.

* Solo el 28 por ciento de los microempresarios tiene un seguro para su negocio. La mayoría son pólizas obligatorias.

* El 5 por ciento de las personas encuestadas recibe remesas, que son destinadas a los gastos recurrentes del hogar.

* Cuando hay dificultades para cubrir los gastos, el 56% de las personas se endeuda en el sector informal.

* Falta despertar el interés por el uso de canales como internet o el celular para hacer transacciones, pues no le interesa al 70 por ciento.

* Aunque en general hay satisfacción entre quienes utilizan los productos financieros de ahorro y crédito, las causas de inconformismo están en el valor de las cuotas, los cobros asociados y el 4 por mil. En ahorro, limita la baja rentabilidad.