Un médico francés adelanta tratamientos con plantas para salvar a los drogadictos

Un médico francés adelanta tratamientos con plantas para salvar a los drogadictos

POR:
octubre 25 de 2007 - 05:00 a.m.
2007-10-25

Tarapoto (Perú). En la selva amazónica de Perú, uno de los más grandes productores de coca del mundo, un médico y su equipo de chamanes y terapeutas luchan para salvar a los drogadictos utilizando la fuerza de la ayahuasca, una planta tropical misteriosa y temida. Antiguo miembro de Médicos sin Fronteras (MSF), el doctor Jacques Mabit ejerció su profesión en Perú de 1980 a 1983 antes de abrir en Tarapoto, a 800 de Lima y en plena selva amazónica, el centro de Takiwasi (la casa que canta), destinado a curar a una cuarentena de toxicómanos por año. Inspirándose en chamanes y curanderos de la Amazonía, el francés asegura seguir las enseñanzas del espíritu de las plantas con las cuales, dice, se puede comunicar. Los toxicómanos, la mayoría peruanos pobres, aunque también hay europeos, han intentado ya dejar la droga, la más frecuente la pasta de base de cocaína. Ellos van a vivir nueve meses en Takiwasi cerca de Tarapoto, una pequeña ciudad aislada de la selva amazónica. “Para 15 años de consumo (de drogas), nueve meses de tratamiento es corto”, constata el médico naturista, que reivindica una tasa de éxito que se aproxima al 70 por ciento. Este tratamiento cuesta 750 dólares por mes, aunque algunos drogadictos sin dinero pero motivados son recibidos de manera gratuita. Afp

Siga bajando para encontrar más contenido