Medoro quiere acelerar el traslado de Marmato; invertirá US$ 140 millones durante los próximos 18 meses

Debajo del casco urbano de Marmato (Caldas), hay una mina de oro valorada en 10 millones de onzas de

POR:
diciembre 21 de 2010 - 01:19 a.m.
2010-12-21

La compañía canadiense Medoro Resources está empeñada en hacerlo. Por eso trabaja en distintos frentes con la comunidad para cumplir con este objetivo. “Medoro quiere acelerar el reasentamiento y demostrarle a la gente que este proyecto sí va a ser real”, dice el prsidente de la empresa para Colombia, Juan Manuel Peláez, quien habló con PORTAFOLIO.

 

Esta empresa tiene un presupuesto de inversiones para los próximos 18 meses de 140 millones de dólares para terminar el estudio técnico de exploración del proyecto minero, el traslado, la compra de algunas propiedades y para la preparación del estudio de factibilidad y licenciamiento ambiental.

 

Medoro acaba de hacer una propuesta para Marmato, ante la comunidad, las autoridades locales y nacionales, ¿en qué consiste?

 

El pasado 14 de diciembre, en Manizales hicimos una presentación del proyecto en su parte técnica, social y ambiental, pero de manera muy particular en el tema social, porque Medoro quiere acelerar el reasentamiento de Marmato para que la gente vea que este proyecto minero sí va a ser real. La gente es muy escéptica, piensa que la compañía no va a invertir, pero eso es incorrecto. Planteamos a todos los presentes que Medoro cubriera un gran anhelo de la comunidad en el corto plazo, la construcción del nuevo hospital de Marmato, cuya construcción iniciaría en marzo del año entrante.

 

¿Qué inversiones demanda hacer el hospital?

 

El valor de la construcción del hospital es de 4.000 millones de pesos y la asumiría por completo Medoro. Sería una parte del proceso de reasentamiento, pues la idea es que esto sea una evidencia de que la compañía sí está comprometida con el proyecto, tiene los recursos y quiere que la comunidad se beneficie.

 

¿Quiénes se han manifestado a favor del proyecto minero?

 

La presentación pública de nuestro proyecto fue muy importante porque, en primer lugar, el Gobernador (Mario Aristizábal) se expresó a favor del proyecto. Dijo que era muy importante que en el departamento se diera ese tipo de inversiones y ojalá el tipo de resultados que se están esperando. Él piensa que Caldas tiene una gran vocación minera que puede ser generadora de recursos. En nuestro caso, si nosotros llevamos una mina de 25.000 onzas a 250.000, estaríamos multiplicando las regalías por diez, además de la generación de empleo y todo el efecto indirecto que tiene el proyecto.

 

¿Cuál es la percepción en el municipio sobre el proyecto de Medoro?

 

El Alcalde (Uriel Ortiz Castro) dijo algunas palabras de apoyo al proyecto, aunque también hay cierto escepticismo. Él piensa que la compañía tiene que demostrar que sí va a hacer las cosas como las está planteando. En el caso de Marmato hay un temor, dijéramos, concebido en experiencias fallidas de otros proyectos, pero nosotros creemos que poco a poco iremos demostrando, tanto al Alcalde como a los concejales y opositores del proyecto, que Medoro sí va en serio, que va a realizar las obras y se van a generar beneficios.

 

¿El reasentamiento es fundamental para sacar adelante el proyecto?

 

Sí, y el foro fue clave para poder explicar cuáles son las razones fundamentales para el reasentamiento. Debajo del casco urbano de Marmato hay un gran depósito de oro que llegará a ser, aproximadamente, de 10 millones de onzas y la única forma de extraer esa riqueza es con un proyecto a cielo abierto de gran escala.

 

¿Qué es lo que más les preocupa a las comunidades ubicadas en el área de influencia de Marmato?

 

Son muchos asuntos, pero en resumen hay dos aspectos puntuales: uno es el tema ambiental y en ese sentido las comunidades indígenas piensan que la tierra es sagrada y es la que les dio la vida, por lo que hay que protegerla.

En segundo lugar, las comunidades sostienen que Marmato es de los marmateños. Ahí existe una confusión, pues hemos explicado que la compañía, al invertir recursos para extraer el mineral en grandes cantidades, podrá generar regalías para la región.

 

Yo pienso que no es quitarle a los marmateños lo que es de ellos, si de mil empleos que se generan hoy pasamos a dos mil, y de 3.700 millones de pesos que pagamos en regalías al año pasamos a pagar 37.000 millones de pesos. Es anticiparles recursos y hacerlos partícipes de la riqueza de Marmato. Además, este proyecto tiene otros elementos sociales como la capacitación, la generación de cooperativas para orfebrería y joyería, que lo volvería un municipio importante en este tema en Colombia.

 

Camino para cumplir con el cronograma

 

En el proyecto minero de Marmato, la compañía Medoro está en una etapa de exploración muy avanzada. “Termina- remos exploración en julio del año entrante, eso quiere decir que a finales del 2011 debemos llegar a una etapa de prefactibilidad y en mar- zo del 2012 debemos te- ner el estudio de factibi- lidad”, dice el presidente de la empresa, Juan Ma- nuel Peláez. Luego se irá a consulta con la comu- nidad para tramitar la licencia ambiental, la cual se estará radicando a mediados del 2012.

 

4.000 millones de pesos cuesta el hospital que Medoro construirá en el nuevo municipio.

 

37 mil millones de pesos en regalías recibirá Marmato al ser traladado el pueblo.

Siga bajando para encontrar más contenido