La mejor forma para estar más cerca del éxito laboral

En el mundo moderno, mantenerse actualizado es una necesidad, más si se quiere sobresalir y ascender en el mundo laboral. Eso lo saben muy bien los profesionales de hoy, quienes viven preocupados por lo que sucede a su alrededor y tratan de llenar los vacíos que se presentan en su formación o, mejor aún, buscan ir más allá y estar un paso adelante en las exigencias del mercado y de la sociedad.

POR:
julio 17 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-17

Lograrlo no es difícil, si se tienen los objetivos y las metas muy claros y si se buscan los programas de posgrado que realmente se adaptan a sus necesidades y propósitos. Afortunadamente, en el mercado educativo existen en este momento opciones variadas que satisfacen las necesidades de los hombres de negocios, de los ejecutivos y en general de cualquier profesional inquieto y deseoso de mejorar su formación y sus condiciones de vida, brindándole un valor agregado a lo que hacen y a las organizaciones para las que trabajan. Veamos dos ejemplos:PREPARADOS PARA UNA REALIDAD CADA VEZ MÁS EXIGENTE Juan pablo Villegas, gerente de multi industria de IBM de Colombia. Administrador de Empresas. Executive MBA del Inalde. “En este medio, exigente y competido, muchas veces los posgrados o maestrías son un requisito para aspirar a nuevos cargos o crecer dentro de las organizaciones. Es un tema que debe ser parte de un plan de desarrollo profesional, decidido con sentido común y que debe representar ante todo un crecimiento personal. Muchas veces los resultados laborales en términos de remuneración o ascensos no se dan de inmediato pero, sin duda, la aproximación a cada problema o situación de vida, dentro y fuera del ámbito profesional, cambia antes y después de está experiencia. “Busqué un programa complementario, que abordara los temas empresariales y de negocios de una manera pragmática, realista y humanista, soportada en casos reales, pero sin descuidar la parte teórica, técnica y el prestigio de la institución. Seleccioné el programa Executive MBA del Inalde. Después de validar las opciones disponibles, que me permitían continuar trabajando mientras estudiaba, este me ofreció la posibilidad de analizar, durante dos años, los más importantes casos de negocios del mundo, aprendiendo de los aciertos y también de los errores. Además, tenía claro que era una posibilidad de conocer personas, con múltiples profesiones, que me enseñarían que hay diferentes maneras y caminos de solucionar un mismo problema. En mi caso, coincide el programa con mi carrera, soy Administrador de Empresas, pero considero que no es una premisa. Debe ser una decisión motivada, como lo mencioné antes, por el plan de desarrollo personal y profesional que uno determine”, explica. “Lo importante, en el ámbito laboral es tener claro que un posgrado no es la única variable que determina cuál es el mejor candidato para una posición, pero sí puede hacer la diferencia en casos de tener más de un buen candidato”. Finalmente, agrega que: “un posgrado cambia la forma de aproximarse a las situaciones de vida en general. El que yo elegí analiza las situaciones corporativas y de negocios desde la óptica de la realidad y la práctica, motivando siempre a que se encuentre el verdadero problema y las alternativas para solucionarlo”.UNA NUEVA ALTERNATIVA DE DESARROLLO Jorge Fernando Bernal, Docente - Magíster en Desarrollo Educativo y Social de la U. Pedagógica Nacional y Cinde. “Es importante hacer un posgrado, porque el sentido de competencia crece día a día y este le abre al profesional una nueva alternativa de desarrollo en el campo investigativo, desarrollando sus conocimientos y preparándolo para llegar a su verdadera meta, que es alcanzar un doctorado. Además, la exigencia empresarial apetece para sus cargos directivos no solo de profesionales, sino de personal con estudios de posgrado ya terminados, que contribuyan a desarrollar sus diferentes proyectos de expansión y evaluación en todas sus ramas. “Escogí el posgrado en desarrollo educativo y social por las grandes posibilidades de investigación que ofrece en diversas áreas, para mejorar mis competencias y porque es impartido por la U. Pedagógica en asocio con una ONG de reconocida trayectoria”. La idea, dice Bernal, docente del Instituto Educativo Distrital Verjón Bajo y quien acaba de terminar su posgrado, “es asumir retos intelectuales y complementar la formación, para lograr la excelencia y profundizar los conocimientos en un campo específico del saber. Además, esto implica un reto personal en cuanto al tiempo y dedicación intelectual que debe poner para sacarlo adelante, un reto económico y hasta familiar. Pero, vale la pena hacerlo. Logré fortalecer las debilidades que tenía en el pregrado, en lo referente al sentido investigativo y mejorar mis relaciones interpersonales con otros colegas o profesionales de diversas áreas. También, me sirvió como herramienta para enfocar mi conocimiento con el propósito de continuar con mi doctorado y arriesgarme a escribir artículos relacionados con mi campo de conocimiento”. Aunque considera que no necesariamente hay que escoger en la misma línea del pregrado, sí es clave tener definido el campo del conocimiento hacia el que quiere enfilar baterías y “mirar entre las diferentes alternativas, que van desde maestrías bastante especializadas hasta diplomados que se abren a un campo de conocimiento multidisciplinar”.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido