Es mejor ser precavido

El sector de los seguros es tan amplio que ofrece una gama muy variada de productos que sirven para amparar todos los riesgos que afectan la actividad productiva de los seres humanos.

POR:
noviembre 05 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-05

Existen planes que cobijan desde la rotura de un vidrio hasta un accidente de tránsito, los cuales están a la disposición de todas las personas, de acuerdo con sus necesidades de protección e ingresos. Lo importante es que los consumidores reconozcan a qué tipo de amenazas le temen más, porque pueden poner en riesgo lo que han construido durante su vida. Pensando en esta necesidad, Fasecolda realizó, en julio de este año, un estudio con grupos focales sobre los riesgos a los que más les temen los colombianos. Los resultados: enfermedad y terremoto. Luego, están incendio, inundación, invalidez, accidentes y la muerte de uno de los jefes de hogar, pues piensan en el futuro y bienestar de sus hijos, si usted llega a faltar. La investigación halló también que frente a un riesgo, lo primero que hacen es endeudarse, disminuir el consumo de recreación y, en algunos, casos sustituir algunos alimentos. La expresión utilizada por la mayoría de ellos fue “amarrarse el cinturón”. El mercado Este panorama y la baja penetración que tienen estos productos en el país, llevó al gremio a diseñar ‘La lotería de la vida’, que incluye una serie de mensajes publicitarios que buscan motivar a los individuos a adquirir una póliza. Igualmente, pretende concientizar a los colombianos para que asuman con responsabilidad los riesgos y consideren los seguros como la mejor opción para subsanar el impacto económico de un siniestro en poco tiempo. Según las estadísticas que maneja el sector en la nación, las primas de seguros solo representan el 2,3 por ciento del Producto Interno Bruto, cifra cercana al promedio de Latinoamérica, que es del 2,5 por ciento. “La meta del gremio al lanzar ‘La lotería de la Vida’ es conseguir que en el 2015, el 3 por ciento de la población colombiana tenga algún tipo de póliza que ampare a los ciudadanos”, indica Luis Fernando Mathieu, presidente de la Junta Directiva de Fasecolda. “Esta estrategia busca llegarle a las personas con un mensaje claro que indica que a cualquier ser humano le puede pasar un percance y sino está amparado, los gastos que ocasiona ese hecho llegan a ser costosos y afectar el patrimonio familiar y personal”, advierte Mathieu. La esencia de esta iniciativa es motivar a las personas sobre todos aquellos los peligros que existen en la vida, como el fallecimiento del jefe del hogar y lo que puede pasar si él no les deja un capital a sus hijos para que puedan estudiar. “Por tanto el mensaje del gremio es que hay unas eventualidades a las que estamos expuestos, pero existen unos mecanismos de protección que asumen estos gastos o costos sin afectar el patrimonio personal o familiar”, indica Armando Zarruk, director de la Cámara de Vida de Fasecolda. “Los seguros son un indicador del desarrollo de un país y un instrumento para la reducción de la pobreza, evitando así un desequilibrio en la economía”, dice Roberto Junguito, presidente de Fasecolda. Añade que “de cara a un siniestro o una calamidad, el seguro garantiza no tener que empezar nuevamente de cero”. Cifras del sector * Sobre el comportamiento que ha tenido el rubro de los seguros, en el primer semestre del año, las compañías pagaron más de 2 billones de pesos para responder a sus asegurados por diversos riesgos. * Entre esos percances más comunes están: accidentes caseros, de tránsito, en el lugar de trabajo, daños a las propiedades y hasta perjuicios en las grandes industrias. * El gremio también reporta que en los primeros seis meses del año recibió de los ciudadanos primas por un monto de 4,6 billones de pesos, que representa un crecimiento del 14 por ciento. * Pese a este comportamiento, las utilidades del sector son decrecientes, porque alcanzan la cifra de 119 mil millones de pesos, frente a los 145 mil millones reportados en el mismo periodo del 2007.Los corredores, una labor clave en esta materia Para adquirir seguros en Colombia hay dos vías primordiales, con las compañías del sector o a través de un intermediario o corredor de seguros, quien le brindará un servicio más acorde con sus necesidades. La Asociación Colombiana de Corredores de Seguros sostiene que los resultados del ámbito de la intermediación a junio de este año, muestran un crecimiento nominal del 16,4 por ciento, equivalente al 8,7 por ciento en términos reales al deflactar por el índice de inflación de los últimos 12 meses. Es por ello que más del 90 por ciento de los seguros que se venden en el país, se comercializan mediante el trabajo de los corredores. ¿Quién son? Su existencia está legalmente concebida y cada uno es, en sí, una empresa independiente dentro del espectro de los seguros, que evalúa la necesidad de protección y de riesgo existente dentro de la actividad económica que el asegurado desarrolla. Cabe decir que, el corredor de seguros atiende todos los ramos, incluidos la seguridad social y los microseguros, y promulga por la mejor relación posible entre aseguradores y asegurados, al diseñar programas que generen beneficios para las dos partes: gestiona las operaciones de seguros; brinda asesoría sobre la naturaleza de los riesgos, las medidas de seguridad y la prevención para reducirlos; además del alcance y la interpretación de las pólizas, y vigila el proceso del seguro desde su etapa precontractual hasta su conclusión o renovación. Igualmente, atiende a los clientes en los eventos del siniestro y hace un seguimiento al proceso para que el pago de la indemnización se haga a la mayor brevedad posible, innova en materia de productos y transfiere tecnología a la actividad. Acoas, los agrupa La Asociación Colombiana de Corredores de Seguros (Acoas), reúne, desde 1968, a las más importantes empresas de corredores del mercado nacional, que hoy en día son: Aon Risk Services Corredores de Seguros S.A., Delima Marsh S.A., JLT Valencia Iragorri S.A., Sekuritas S.A., Protegiendo BFR S.A. Sociedad Corredora de Seguros, Wacolda S.A., Consocial y Enfraseguros S.A.; bajo objetivos claros, dirigidos a unificar los criterios sobre la práctica de la comercialización y asesoramiento en seguros, y al mismo tiempo, salvaguardar la imagen de los corredores participando con el Gobierno en el desarrollo de la normatividad en la materia, así como lo explica el presidente Ejecutivo de Acoas, José Orlando Montealegre. WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido