Para mejores resultados, tómese unas vacaciones

Mucha gente, especialmente en el hemisferio septentrional, está actualmente de vacaciones o planeando sus días de descanso: es una época en la que los emprendedores y ejecutivos quizás encuentren difícil apagar sus Blackberrys y tratar de mantener un equilibrio entre su vida y su trabajo.

POR:
julio 23 de 2011 - 05:00 a.m.
2011-07-23

Es, sin duda, difícil; en estos días, los negocios son globales y de ritmo acelerado, y uno puede ser contactado en cualquier momento por colegas y clientes, lo que significa que es preciso estar al tanto de los sucesos más recientes en su compañía. En esta situación, las decisiones frecuentemente se toman con demasiada rapidez, y por gente que está bastante cansada para hacer las mejores elecciones - una situación que, a la larga, afectará el crecimiento de su empresa y sus probabilidades de tener éxito-. Cuando me encuentro con grupos de colegas o gente de negocios, a veces les pregunto cómo ajustarían sus horarios de trabajo en forma diferente, si tuvieran la oportunidad. ¿Les gustaría compartir un trabajo, tomarse más tiempo de descanso o tener un trabajo más flexible? La mayoría de la gente se muestra renuente a hablar al respecto, independientemente de su situación, porque temen que sus jefes puedan pensar que son perezosos o que carecen de motivación. Aunque mucha gente está ansiosa de cambiar su forma de trabajar, sólo uno de cada cinco ejecutivos comparte esa información. Si persisto en mis preguntas, usualmente resulta que más de la mitad del grupo desea que su compañía fuera más flexible en cuanto a la estructura de su día de trabajo. Es importante enfrentar este problema, sea que esté usted emprendiendo una nueva empresa o manejando una compañía establecida, porque mantener a su personal motivado y feliz es la clave del éxito de su empresa. Mi experiencia y la de mi grupo a lo largo de los años ha mostrado que tomarse un descanso periódico y asegurarse de que sus empleados y colegas hagan otro tanto -y, mejor aún, dediquen tiempo a sus intereses- le ayudará a retener a los miembros más valiosos de su equipo, y que serán más creativos e innovadores, generando mejores resultados en términos generales. Así que pregunte a sus empleados cómo puede usted ayudarlos a avanzar hacia sus metas tanto en el trabajo como en el hogar. Algunos empleados quizá sean candidatos para compartir su trabajo, una alternativa que le ayudará a usted a conservar empleados veteranos y experimentados y a otros que no pueden trabajar tiempo completo, bien sea porque son padres nuevos o porque cuidan de enfermos o ancianos en su familia. Esta solución puede crear empleos, dado que hay mucha gente que trabaja tiempo completo que reduciría voluntariamente sus horas de trabajo si tuvieran la oportunidad, y mucha gente desempleada que aceptaría trabajo a medio tiempo si se les ofreciera. Los gerentes sénior, particularmente, quizá tengan dificultades para aceptar que sus colegas acepten arreglos de compartición de trabajo por temor de que esos ejecutivos pierdan contacto con lo que sucede en sus áreas y se pierdan de algo importante. Lo cierto, empero, es que hay trabajos que no puedan ser compartidos por dos o más gente. De hecho, esos temores reflejan la realidad de que muchos ejecutivos están sobrecargados; que las compañías frecuentemente descargan demasiada responsabilidad en un solo cargo. Al introducir la compartición de trabajo las compañías pueden asegurarse de que los conocimientos y la experiencia están mejor diseminados, y que las decisiones son tomadas por aquellos en mejor posición de hacerlo. También es importante echar una buena mirada a las políticas de sus empresas relativas a las vacaciones y días feriados. Lamentablemente, en algunos países las compañías no dan a sus empleados tiempo suficiente para descansar y recargarse de energía. Las tradicionales dos semanas de descanso no son suficientes; esta actitud de desalentar que los empleados tomen vacaciones alienta el ausentismo y la infelicidad. En Europa, la mayoría de empresas tiene un mejor sentido de lo que es adecuado y lo que mejor funciona para empleados y empleadores. Recuerde, ¡su generosidad rendirá frutos! Siempre hay margen para satisfacer las necesidades de sus empleados. Si escasea el dinero porque su negocio apenas está arrancando o está en las primeras etapas, puede ofrecer vacaciones más largas a cambio de salarios más bajos. En empresas mayores, más establecidas, los empleados más veteranos deben tener la opción de tomarse un año sabático o vacaciones sin paga lo que sea necesario para recargar sus baterías. Finalmente, una vez que haya establecido un equipo confiable, no tema permitir que la gente trabaje en su casa ocasionalmente. Muchos lo encuentran más productivo, ya que no tienen que viajar al trabajo y pueden usar la tranquilidad de su hogar para enfocarse mejor en un proyecto.helgon

Siga bajando para encontrar más contenido