Meta de producción de carbón de este año no se cumpliría

El último objetivo del Gobierno, sobre 90 millones de toneladas, deberá replantearse ante la dificultad para solucionar los problemas con el tren de Fenoco, una amenaza de paro y bajos precios.

Más del 90 por ciento del carbón que extrajo el país el año pasado provino de las minas del Cesar y la Guajira.

Archivo particular

Más del 90 por ciento del carbón que extrajo el país el año pasado provino de las minas del Cesar y la Guajira.

Finanzas
POR:
mayo 12 de 2015 - 02:10 a.m.
2015-05-12

Hubo una época en la que el país tenía dentro de sus planes alcanzar a producir 114 millones de toneladas de carbón por año. No es una fecha muy lejana, fue en el 2012.

Sin embargo, esta meta se fue aplazando por las dificultades operativas que registraron las empresas y los bajos precios. Hoy, el objetivo del Plan Nacional de Desarrollo es llegar a las 108 millones de toneladas en el 2018 y las estimaciones de la Unidad de Planeación Minero Energética, Upme, indican que este año se llegaría a las 97 millones de toneladas.

Llegar a este volumen representaría alcanzar la mayor producción en la historia del país. Pero, tanto gremios como analistas del sector consideran que, dado el contexto actual, más que un objetivo alcanzable, parece una utopía.

“Lograr el año pasado la meta de las 88 millones de toneladas representó un esfuerzo grande para las empresas. Con estos precios, démonos por bien servidos con mantener la producción este año”, dijo Santiago Ángel Urdinola, presidente de la Asociación Colombiana de Minería, ACM.

Y es que mientras el mayor productor del país, Cerrejón, asegura que su objetivo para los próximos años es sostener el volumen de producción por el orden de los 35 millones anuales de toneladas, como el año pasado; la segunda carbonera por volumen de extracción, Drummond, no se atreve a hacer pronósticos para este año dado que la suspensión de las operaciones nocturnas del tren de Fenoco ha frenado el ritmo de sus operaciones.

En el primer trimestre, estas dos empresas sumaron una producción de 15,5 millones de toneladas.

CUELLOS DE BOTELLA

A pesar de que en el Congreso Nacional de Minería, el Ministro de Minas, Tomás González, se mostró optimista con respecto a la reanudación de las operaciones nocturnas del tren de Fenoco y señaló que en cuestión de un par de meses se podría reactivar el turno, la situación posterior a sus declaraciones se ha complicado.

Desde febrero de este año, las operaciones el tren no ha podido transitar de 10:30 de la noche a 4:30 de la mañana, puesto que unas comunidades que viven cerca al ferrocarril ganaron una demanda ante la Corte Constitucional

La solución presentada por Fenoco (Ferrocarriles del Norte de Colombia) de construir unas barreras para evitar el ruido no ha convencido a las comunidades y afecta, no solo a Drummond, sino las operaciones de las minas del Cesar de CNR y Prodeco, que juntas representan el 53 % de la producción nacional.

Según el exministro de minas, Amylkar Acosta, quien ha servido de mediador para solucionar el problema, esta semana habrá una reunión para discutir el tema en el Ministerio de Transporte, pero aún se desconoce cuándo se podrá dar una reanudación definitiva.

Por otro lado, los productores de carbón del interior del país (que suman cerca de 7 millones de toneladas al año) aseguran que una resolución del Ministerio de Transporte incrementaría los costos logísticos de las minas de esta zona al punto en que haría inviable la producción.

“La aplicación de la Resolución 757 en comento, aumentaría el costo del flete en 30 % para el coque y en 50 % para el carbón metalúrgico, puesto que se trata de cifras cercanas a US$ 20 adicionales por tonelada”, señaló Alfonso Saade Mejía, director ejecutivo de Fenalcarbón en una carta a los ministros de Minas, Transporte y al vicepresidente de la República.

Aún si se evita que haya un paro de los carboneros del interior, algunas estimaciones indican que el país no podría llegar a los 83 millones de toneladas este año.

“Hablar de una producción sobre las 90 millones de toneladas es utópico. El problema del tren está afectando a más del 50 por ciento de la producción del país, la amenaza de los atentados del Eln al ferrocarril de Cerrejón sigue vigente y los problemas para llevar el carbón de Norte de Santander a Venezuela hacen muy difícil el panorama”, explicó Eduardo Chaparro, investigador del sector minero asociado a la Andi.

Así las cosas, no sería de extrañar que el Gobierno bajara sus expectativas para producción de carbón, al menos para este año.

LA ALTERNATIVA DEL MERCADO INTERNO

El presidente de la ACM, Santiago Ángel Urdinola, aseguró que en este momento adelantan unas mesas de trabajo conformadas por el gremio, Propaís, el Ministerio de Minas, Acolgen y Andeg (los dos últimos gremios de empresas generadoras de energía), para diseñar un programa que busca estimular el uso de carbón por las plantas térmicas del país, para impulsar la demanda interna.

"Los carboneros fueron los únicos que sacaron la cara por el país cuando ocurrió el apagón, el mercado está ahí”, señaló el experto Eduardo Chaparro.

Nohora Celedón

nohcel@portafolio.co