México y Chile, entre las estrellas de la inversión

Los inversionistas acudieron en masa en el 2005 a los países en desarrollo, donde se beneficiaron de rendimientos más elevados que en los países ricos, aunque este flujo apenas benefició a las economías más desfavorecidas, según un informe del Banco Mundial (BM).(VER GRAFICOS)

POR:
mayo 31 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-05-31

Los países en desarrollo lograron el año pasado una inversión récord de 491.000 millones de dólares, gracias a su potencial de crecimiento, el aumento del comercio, la mayor confianza que generan sus economías y a la mejora de su reputación como deudores. Según el informe ‘Flujos mundiales de financiación para el desarrollo’, los abundantes procesos de privatización, así como el auge en las operaciones de fusiones y adquisiciones, también justifican esta mejora. Una cuarta parte de estas inversiones procede de los propios países emergentes. Pero éste maná de dinero privado benefició sobre todo a un ‘club de estrellas’, integrado por países con ingresos medios y considerados buenos pagadores, como Chile, México, China, Turquía, Hungría, Malasia o Tailandia. En cambio, benefició muy poco a los países más pobres del planeta, especialmente los del Africa Subsahariana, que siguen dependiendo de la ayuda de las instituciones públicas para intentar reactivar su economía. También influyó el fuerte interés de los inversionistas en los mercados de bonos por algunos países de América Latina y de Asia, así como las operaciones de algunos gobiernos para refinanciar su deuda externa. De hecho, según el informe, en el 2005 se alcanzó un nivel sin precedente de créditos bancarios y de emisiones de bonos, lo que coincidió con un sólido crecimiento económico de los países en vía de desarrollo. Estas naciones crecieron el año pasado a una tasa del 6,4 por ciento, muy por encima del 2,8 por ciento que aumentó el PIB de los países ricos, fundamentalmente debido a la pujanza de China y la India. En el caso de Colombia, el informe destaca que la economía creció por encima del promedio regional (5,1 contra 4,4 por ciento). A diferencia de Perú, Venezuela y Argentina, donde el crecimiento se explica por los altos precios de los commodities y la política monetaria expansiva -caso argentino-, en Colombia fue por la mayor confianza y las reformas realizadas recientemente, agrega el informe. Agencias 491 mil millones de dólares llegaron a los países en desarrollo durante el 2005. Alerta por la inflación y el petróleo El informe del Banco Mundial, sobre los flujos de inversión, no analiza el cambio de tendencia que se ha venido registrando en los últimos meses gracias al aumento de las tasas de interés en E.U. y Europa, que hacen menos atractivos a los países emergentes. Sin embargo, advierte que “los elevados precios del petróleo, las tasas de interés en alza y las presiones inflacionarias en aumento limitarán el crecimiento de la mayoría de las regiones en desarrollo en los próximos dos años, aunque seguirán teniendo un mejor comportamiento que los países ricos”. Además, prevé para los próximos tres años que la actividad económica de Africa, Asia y Europa oriental crecerá más del 5 por ciento, mientras que América Latina estará cerca del 4 por ciento.

Siga bajando para encontrar más contenido