Minhacienda no quiere que se proteja a 'ricos' de impuestos

Mauricio Cárdenas acudió a la Corte Constitucional para que modere el fallo que puso a ingresos altos a deducir 25 % en pago de imporrenta.

'Lo que estoy pidiendo a la Corte es tiempo para volver al Congreso con argumentos', dijo Cárdenas.

Archivo particular

'Lo que estoy pidiendo a la Corte es tiempo para volver al Congreso con argumentos', dijo Cárdenas.

Finanzas
POR:
noviembre 05 de 2015 - 06:09 p.m.
2015-11-05

El Gobierno se jugó este miércoles una última carta para intentar moderar el fallo proferido en agosto pasado por la Corte Constitucional, con el cual los empleados con altos salarios también gozarán del derecho a deducir el 25 por ciento de los pagos laborales para llegar a la base gravable del impuesto de renta a través de los sistemas conocidos como Imán e Imás.

El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, radicó ante el alto tribunal el recurso de incidente fiscal, que se utiliza por primera vez desde que se convirtió en ley.

La petición concreta del Ministro es que “difiera los efectos del fallo por un año para que, en el marco de la reforma tributaria estructural, se revise de manera sistemática, integral y uniforme el ordenamiento tributario en su conjunto, en particular los beneficios existentes”.

“Lo que estoy pidiendo es tiempo para que no se afecte el año gravable 2016”, dijo Cárdenas.

EN CONTEXTO

Cabe recordar que la reforma tributaria del 2012 creó el Imán y el Imás precisamente para generar un poco más de equidad en el pago de impuestos, toda vez que la deducción (25 %) la estaban aprovechando más los empleados mejor pagados del país, que en muchos casos son rentistas de capital que se acogían a los beneficios de ley.

En consecuencia, el fallo de la Corte dejó en su momento una estela de inconformidad porque se sustentó en la idea de resguardar la remuneración mínima vital de los impuestos, pero en realidad benefició a los de mayores ingresos.
Ahora Cárdenas sustenta el incidente fiscal en el costo que traerá el fallo para el recaudo de impuestos, que ha sido calculado en 335.000 millones de pesos anuales.

POR PRIMERA VEZ

Esta es la primera vez que el Ministerio de Hacienda utiliza el incidente fiscal para intentar modificar una sentencia. En el 2013 se anunció su uso para buscar que la Corte echara atrás la decisión de tumbar la ‘amnistía’ que les daban a los capitales no declarados, de manera que los pudieran traer al país con rebajas en sanciones e intereses.

En esa oportunidad, finalmente, no se acudió al incidente fiscal y la ‘amnistía’ fue introducida posteriormente por otra vía.

Ahora la expectativa del Ministerio es lograr un año más de permanencia de la medida de no permitir la deducción.
La argumentación sostiene que el fallo “va en contra del principio de progresividad tributaria, al beneficiar a personas con mayor capacidad contributiva, es decir, a las que tienen ingresos anuales superiores a 43 millones”.

De acuerdo con lo expresado por el Ministerio, “antes del fallo, un empleado o trabajador independiente con ingresos superiores a 500 millones de pesos anuales ($ 41’667.000 al mes) tributaba con el Imán una tarifa implícita de 15,9 por ciento, y en consecuencia pagaba 79,6 millones de pesos en impuesto de renta. Después del fallo, solo aportaría 48,8 millones”.

El país queda a la expectativa de lo que dirá la Corte Constitucional.

ECONOMÍA