Mónica Semillas es la única inversión en zona de altillanura Colombiana

Mónica Semillas es la única inversión en zona de altillanura Colombiana

POR:
noviembre 14 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-14

Hoy, luego de tanto hablarse y especularse del tema, el único inversionista extranjero con negocios concretos y funcionando en la altillanura es la empresa Mónica Colombia, subsidiaria de Mónica Semillas de Bolivia, y, a su vez, del grupo brasileño Mónica, que trabaja en Bolivia desde hace 12 años y que se ha convertido en el principal productor de soya de ese país con 42.000 hectáreas.

La sociedad es propiedad de Sergio Marchett, Francisco Marchett y Ricardo Cambruzzi.

Actualmente, Mónica Colombia tiene una propiedad de 3.000 hectáreas, cerró octubre con la adecuación de 1.000 y se espera que para el inicio de la temporada de siembra del primer semestre del 2009, tenga lista toda el área.

Sin embargo, uno de sus representantes en Colombia dijo que la meta de esta empresa es sembrar 10.000 hectáreas en rotación con maíz.

Además de la inversión en tierras, mano de obra y preparación de suelos, le compraron a la colombiana Casa Toro, representante de la multinacional John Deere, no menos de un millón de dólares en su dotación inicial de tractores e implementos.

Además, importaron otros equipos e implementos para la aplicación de fertilizantes y plaguicidas de la misma marca estadounidense.

Por último, frente al tema de los materiales que van a sembrarse en la zona, Arturo Vega, director de la Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria (Corpoica), dijo que, junto con el gremio de los cerealeros, se reunirá con los voceros de Mónica Colombia para determinar cuáles son las semillas de soya y de maíz que se sembrarán allí.

Por su parte, Napoleón Viveros, gerente de la Federación Nacional de Cultivadores de Cereales y Leguminosas (Fenalce), consideró que el país debe mirar hacia esta zona y al cultivo de la soya como una buena opción para el desarrollo del país.

"El ejemplo está en el Cerrado brasileño y en Santa Cruz de la Sierra en Bolivia. Si queremos ser autosuficientes tendremos que crecer en la altillanura y solo con empresarios agrícolas", concluyó Viveros. 

Siga bajando para encontrar más contenido