Muertos llegaron unos 400 pingüinos a las playas tropicales de Río de Janeiro, Brasil

Es el mayor número registrado hasta hoy de estas aves que viajan desde las costas de la Antártida y la Patagonia. Expertos aún no concluyen causas del hecho ocurrido durante los dos últimos meses.

POR:
julio 21 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-21

Cada año miles de pingüinos llegan a las playas de Río de Janeiro, arrastrados por las fuertes corrientes oceánicas del Estrecho de Magallanes.

''Además del petróleo en el dique de Campos, la polución está reduciendo la inmunidad de los animales, haciéndolos vulnerables a hongos y bacterias que atacan sus pulmones'', dijo Según Eduardo Pimenta, guardacostas jefe de Cabo Frío, un complejo costero del estado de Río de Janeiro, en referencia a la plataforma de exploración submarina, que es la fuente de mayor parte de petróleo de Brasil.    

Sin embargo, otros expertos creen que la multitud de pingüinos que aparecen en las playas sin vida se debe al calentamiento global o a demasiada pesca.    

''No creo que los niveles de contaminación sean tan altos para afectar a las aves tan rápido. En lugar de eso creo que estamos viendo a más pingüinos jóvenes y enfermos a causa del calentamiento global, que afecta a las corrientes oceánicas y crea más ciclones, provocando que los mares sean más turbulentos'', opinó Erli Costa, un biólogo de la Universidad Federal de Río de Janeiro.    

Costa señaló que la mayoría de aves aparecidas en las playas son tan jóvenes que acaban de abandonar sus nidos y son incapaces de nadar a través de las fuertes corrientes del océano mientras buscan, además, comida.    

Thiago Muniz, un veterinario del zoológico de Niteroi, cree, en cambio, que el aumento de pingüinos tiene qué ver con demasiada pesca.    

''El hecho de que lleguen tantos demuestra que han de alejarse más de las costa para encontrar comida porque hay demasiada pesca aquí, así que son más vulnerables a las fuertes corrientes'', señaló Muniz.    

El veterinario también dijo que este año el zoológico ya ha recibido unos 100 pingüinos, más que en otro años, y muchos de ellos estaban manchados de petróleo.    

AP

Siga bajando para encontrar más contenido