Multinacional BP y Ecopetrol alistan el 'reencauche' de Cusiana; se proyecta invertir US$1.000 millones

Se trata de una nueva fase en la que se desarrollará en los próximos cinco años para recuperar 80 millones de barriles de petróleo.

POR:
enero 04 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-01-04

El próximo 30 de junio a las 12 de la noche, la multinacional británica BP le entregará oficialmente a Ecopetrol las 'llaves' del campo de Cupiagua, uno de los yacimientos más importantes con que cuenta el país.

La razón es que se termina el contrato conocido como Santiago de las Atalayas el cual había firmado BP con Ecopetrol hace 20 años.

Ahora, por decisión del gobierno nacional, será la petrolera colombiana la encargada de seguir explotándolo junto a Cupiagua Sur; hacia finales del año pasado, en conjunto, estaban produciendo 30.000 barriles diarios.

Y en los años subsiguientes irán expirando otros contratos en el piedemonte llanero incluido el de Cusiana, el mayor descubrimiento de crudo de Colombia en el siglo pasado y que justamente en el 2010 cumple 20 años de haber sido descubierto.

Pero ello no quiere decir que la BP esté empacando maletas. Por el contrario, su nuevo presidente para Colombia y Venezuela, Alberto Galvis, anticipó a este diario que la firma inglesa junto con su socia Ecopetrol preparan la 'fase dos' de Cusiana que comprenderá el desarrollo de una compleja zona al norte del famoso descubrimiento, la cual aún no ha sido explotada.

¿En qué consiste el nuevo proyecto en el Casanare?

Vamos a hacer un nuevo desarrollo de producciones para los próximos cinco años y nos vamos a ir más hacia el norte de donde estamos operando. Nosotros hicimos un desarrollo inicial de Cusiana y Cupiagua y esos desarrollos los hicimos a finales de los años 90 y esos pozos se terminaron hace cinco años.

Ahora nos estamos moviendo al norte a los campos que fueron descubiertos (Volcanera, Pauto y Floreña) y que no tienen desarrollo completo porque la infraestructura todavía no llegaba hasta allá, eran áreas muy remotas y de difícil acceso.

Durante estos años hemos ampliado la infraestructura, lo cual ya permite entrar en una segunda fase donde vamos a tener un programa más agresivo de mayor cantidad de pozos, y yo esperaría que pudiésemos desarrollar unos 80 millones de barriles.

¿Ya tienen una inversión estimada?

Estamos en ese proceso con Ecopetrol de definir el alcance del proyecto y el costo del mismo, pero pensaría que estamos cercanos a los 1.000 millones de dólares.

¿Cuántos pozos esperan perforar?

La fase dos tiene proyectado perforar ocho nuevos pozos. En estos momentos hay cinco y es un plan que va hasta el 2014. El proyecto está en etapa de discusión entre socios, pero esperamos tener darle luz verde en la primera mitad del año 2010.

Este año empiezan la etapa de terminación de varios contratos que tienen en Casanare. ¿Cómo va a ser este proceso?

La estrategia de la BP en Colombia es permanecer en el país. Con dinero nuestro y de nuestros socios hicimos inversiones por 300 millones de dólares el año pasado y vamos a seguir haciéndolo durante los próximos cinco años.

Los contratos que tienen que ver con Cusiana y Cupiagua, que son Santiago de las Atalayas, Tauramenta y Río Chitamena. Estos van a continuar con actividad y tenemos unos acuerdos con Ecopetrol que nos permiten alinearlos hasta el último día con inversiones.

El primero en finalizar es Santiago de las Atalayas que vence en el 2010. Ya tenemos un equipo de BP y Ecopetrol trabajando juntos para que esa entrega sea lo más suave posible.

Mucha gente que trabajaba con nosotros se va a trabajar con Ecopetrol y hemos sido muy transparentes con ese proceso.

También hay un pedazo del campo Cusiana (que está dentro del contrato de Santiago de las Atalayas) y lo que hemos acordado es que como BP opera todo el campo, siga operando ese pedazo del norte aunque la producción le pertenece a Ecopetrol.

Se perforarán pozos en el caribe

Otra de las actividades que desarrollará la BP en el 2010 será la perforación de uno o varios pozos en el mar Caribe donde desarrolla trabajos de exploración en dos bloques, conocidos como RC4 y RC5.

"Estamos en la etapa de interpretación sísmica y lo que tenemos planeado es que durante la primera mitad del año, probablemente en abril, hagamos una recomendación de si es justificable perforar alguno de esos bloques, pero todo va a depender de la interpretación de la sísmica", dijo Alberto Galvis, presidente de la Unidad Andina de Negocios de BP.

Siga bajando para encontrar más contenido