Nueva conexión entre 'Fifa Gate' y Colombia

Fiscalía de EE. UU. acusa a Zorana Danis de mover dinero que recibió por sobornos Nicolás Leoz.

Nicolás Leoz, expresidente de la Conmebol.

Archivo particular

Nicolás Leoz, expresidente de la Conmebol.

Finanzas
POR:
junio 20 de 2015 - 02:29 p.m.
2015-06-20

Siguen las repercusiones en el tema del ‘Fifa Gate’, y esta vez aparece el nombre de Colombia, aunque no es con ningún directivo o la Federación de Futbol, sino con la colombiana Zorana Danis (presidenta de la empresa de mercadeo deportivo International Soccer Marketing, ISM), quien tiene estrecha relación con Nicolás Leoz, expresidente de la Conmebol, pues lo ayudó a mover el dinero que recibió el dirigente por sobornos, según dio a conocer el diario paraguayo ABC.

Danis, de 52 años, según la fiscalía de Estados Unidos: “Usó cuentas bancarias de Nueva York y adyacencias para pagar sobornos y coimas al acusado Nicolás Leoz y al cómplice Eduardo de Luca”.

Esta conexión entre la colombiana y el paraguayo Leoz se inició en 1995, cuando Danis creó ISM, como una supuesta corporación doméstica sin fines de lucro y funciona en una discreta oficina en Nueva Jersey.

La fiscalía norteamericana también indicó que “durante más de 15 años, uno de los más poderosos ejecutivos de la Fifa (N. de la R: Leoz, de Conmebol) confió en una pequeña empresa de mercadeo deportivo que opera desde una discreta oficina en Nueva Jersey, con la que firmó importantísimos acuerdos de patrocinio corporativos para el torneo más grande de Suramérica: la Libertadores”.

La entidad judicial norteamericana explica que ISM recaudó en Bridgestone, Toyota y Santander, empresas que han patrocinado la Libertadores, más de 100 millones de dólares. En el expediente del Departamento de Justicia de EE. UU. se denuncia a la empresa manejada por Zorana Danis (que frecuentaba mucho el ambiente social de Asunción) como una de las que pagaban sobornos.

La información recolectada indica que, un año después de crear el negocio, la Conmebol la designó como agente de mercadeo para gestionar patrocinios en diferentes niveles, cuenta el diario paraguayo.

Zorana Danis es acusada de trabajar directamente desde su empresa o afiliados para sellar contratos y vender derechos de marketing del torneo.

Pero también la colombiana tendría vínculos que traspasaron el continente. ABC sostiene que de Tokio llegó en el 2000 la suma de 1,5 millones dólares a nombre de Conmebol, y Leoz ordenó que un 1,2 millones de dólares fueran depositados en su cuenta personal, otros 200.000 para la cuenta del argentino Eduardo de Luca, en ese entonces secretario general de la Conmebol, y los 100.000 restantes para Danis. Según el diario As de España, mediante una entrevista a un extrabajador de la Conmebol –a quien denominaron Confidente X–, esa no era la repartición estipulada, sino para las diez federaciones del ente suramericano, para que votaran por Corea y Japón para el mundial del 2002.

Vale recordar que en 1999 Japón fue invitado a la Copa América que realizó Paraguay. Era la primera vez que una selección que no era de América estaba en el torneo.

Ese Confidente X, aunque en los informes de la Fiscalía no aparece, menciona a María Clemencia Pérez, también colombiana y esposa de Leoz.

“A veces, para maquillar las operaciones, usaban como testaferros a alguno de sus familiares. El doctor Leoz, a su esposa, María Clemencia; sus ayudantes hacían algo parecido”, afirmó el Confidente X.

El informante coincide con la investigación en EE. UU., pues ratifica que “desde finales de 1990 y el 2012, el cómplice 5 (Zorana Danis) usó cuentas bancarias de Nueva York”, para cancelar “sobornos al acusado Nicolás Leoz y el cómplice 8 (Eduardo de Luca) para mantener estos derechos en conexiones con las ediciones del torneo hasta el 2012”. Los derechos a los que se refiere la fiscalía eran para mantener el control de los patrocinadores de la Copa Libertadores.

Santander pagó a la agencia de Danis 40 millones de dólares como patrocinador desde 2008 hasta 2012, a un costo de 8 millones de dólares por edición, y Bridgestone firmó por 57 millones de dólares para estar desde el 2012 hasta el 2017. Esos contratos fueron firmados por Danis, Leoz y De Luca.

LA HISTORIA SIGUE

El diario As, en su edición de este sábado, siguió publicando la entrevista con el Confidente X quien contó cómo fue la entrega de unos dineros.

"Me dieron un millón en efectivo, en dólares y una lista con iniciales y cifras. Me fui al hotel Yacht&Golf Club de Asunción y, como me habían ordenado, empecé a hacer el reparto del dinero entre los miembros que en esa época comandaban la Conmebol. Le entregué dinero a Julio Grondona,  Rafael Esquivel, Osuna, De Luca... Llamaba a la puerta de su habitación y les entregaba el sobre que previamente había preparado con la cantidad que cada uno tenía asignada. Algunos lo contaban y otros ni siquiera eso. Ni me miraban a los ojos. Cerraban la puerta y yo iba camino del siguiente cuarto, siguiendo el orden establecido en la lista. No todos cobraban lo mismo. Había sobornos más gruesos y otros de menos dólares. Eso sí, nadie firmaba un recibo. ¡No podían firmar el recibí de las coimas!”.

Pero esa situación hizo que reflexionara  sobre el peligro de andar con tanta cantidad de dinero, por eso tomó la siguiente decisión.

"No era recomendable pasearse por las calles de Asunción con un maletín lleno de dinero, sólo y sin protección. Me sentía en peligro. Fue cuando decidí pedir el traslado, que me asignaran otro trabajo. Pero no sentó bien. Lo dije y comenzaron los problemas, la presión, los seguimientos, la vigilancia".

Tener esos dólares en su poder, y sin nadie que lo vigilara era un peligro y también una tentación. Así lo expresó: “Pensé en coger el dinero, irme al aeropuerto y si te he visto no me acuerdo. Pero yo no soy como ellos”, finalizó.

DEPORTES