Nuevas medidas cambiarias para proteger economía venezolana anuncia presidente Chávez

Dólar petrolero se cambiará a 4,30 bolívares, mientras que dólar en primera fase pasa de 2,15 a 2,60. Banco Central de Venezuela intervendrá en mercado cambiario para evitar desvío de las divisas.

POR:
enero 08 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-01-08

Tras calificar de "exitoso" el sistema de control de cambios que rige en Venezuela desde el año 2003 (que permite el acceso a cierta cantidad de dólares a un precio regulado por el gobierno tras cumplir una serie de requisitos formales y permisos), el presidente Hugo Chávez anunció una nueva devaluación de la moneda venezolana tras mantener el precio del dólar a 2,15 bolívares durante los últimos cinco años.

Tal como se había especulado desde hacía más de un año,  a partir de ahora el dólar oficial tendrá dos precios en Venezuela: 2,60  y 4,30 bolívares.

Siendo Venezuela un país esencialmente importador de todo tipo de materias, bienes y servicios, el presidente Chávez explicó que el primer precio (2,6 bolívares por dólar) será asignado a todos los rubros de importación que tienen que ver con sectores fundamentales como la alimentación y la salud, así como a los ciudadanos que envían dinero a sus familiares en el exterior.

"También para maquinarias y equipos, ciencia y tecnología (...) Además este primer nivel abarcará todo lo que tenga que ver con importaciones del sector público, abarcará las remesas familiares, a los estudiantes en el exterior, a los consulados y embajadas, jubilados y pensionados y algunos otros casos especiales", anunció.

El segundo precio, que significa una devaluación del 100%, le corresponderá al resto de los rubros y sectores que requieren de dólares como importaciones del sector "automotriz, comercio, telecomunicaciones, químico, metalúrgico, caucho y plástico, servicios, eléctrico, electrónico, gráfico, tabaco y bebida".  El primer mandatario venezolano justificó la medida asegurando que busca "proteger la economía", promoviendo el freno a "importaciones innecesarias" para buscar, en el fondo "estimular la producción para la exportación y salir del modelo rentístico petrolero".

Boom inflacionario

La primera consecuencia previsible de esta devaluación es un aumento importante en la mayoría de los precios de los bienes y servicios en Venezuela. "Obviamente, la inflación crecerá  de manera muy fuerte, Venezuela hoy es más importadora que nunca y será inevitable la presión sobre los precios", explicó a EL TIEMPO el ex directivo del Banco Central de Venezuela, José Guerra.

A su juicio, el gobierno tomó la decisión pues necesita urgentemente más bolívares para mantener y aumentar el gasto público en un año electoral. "El segundo precio será el precio del 'dólar petrolero' como dijo el propio Presidente, que es el dólar que vende PDVSA en el mercado interno y el que le dará más provecho al gobierno".

Siga bajando para encontrar más contenido