Organización de los Estados Americanos (OEA) criticó los comicios del domingo en Colombia

En un duro informe, la Misión de Veeduría Electoral de la Organización dice que en las elecciones del pasado 14 de marzo hubo compra de votos en al menos seis departamentos.

Finanzas
POR:
marzo 16 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-03-16

La Misión de Veeduría Electoral en Colombia denunció en un informe que en al menos seis de los 32 departamentos del país, los observadores presenciaron casos de compra de votos. En su documento, el organismo vuelve a llamar la atención sobre esta anomalía que ya detectó e hizo pública tras participar en los comicios del 2007.

A cambio de los votos, los ciudadanos no sólo recibieron dinero, sino también comida y bebida, situación común en la gran mayoría de las jornadas electorales. Los departamentos en los que los veedores detectaron esta mala práctica fueron Atlántico, Magdalena, Bolívar, Cundinamarca, Nariño y Norte de Santander.

El informe, que recoge las impresiones de unos 70 observadores internacionales, considera que "el secreto del voto no se resguardó debidamente en un número importante de recintos de votación en los que la estructura y disposición de las mamparas no favoreció el aislamiento de los votantes".

Sobre las demoras en el conteo de los votos, la OEA argumentó que "la complejidad del sistema de votación reflejada en las papeletas" tuvo su efecto en los electores, quienes "se mostraron desorientados".

Además, el organismo apreció que el sistema de transmisión telefónica de los datos electorales preliminares no fue eficaz a la hora de verificar los datos, "al generar un riesgo de la distorsión de los mismos". En su informe, no obstante, la OEA felicitó a las fuerzas de seguridad por su despliegue por el territorio colombiano y destaca que brindó protección en la gran mayoría de los centros de votación.

El Centro Integrado de Inteligencia Electoral reveló que, respecto de años anteriores, en los comicios del pasado domingo se redujeron en un 86 por ciento las acciones de grupos terroristas y que la violencia política lo hizo en un cien por ciento.