El oro brilla en medio de la crisis

Los 85.000 millones de dólares que la Reserva Federal de Estados Unidos (FED) entregará a la aseguradora AIG para su salvamento, parece que no fueron suficientes para frenar el pánico financiero que invade a las principales bolsas del mundo.

POR:
septiembre 18 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-09-18

El préstamo, que los medios de comunicación de Estados Unidos calificaron de ‘espectacular’, permitirá que AIG esquive la quiebra, lo que suponía un gran respiro para los inversionistas del mundo. Sin embargo, la medida no fue bien recibida en Wall Street, ya que el índice Dow Jones registró ayer una pérdida de 449,36 puntos, es decir un 4,06 por ciento. Mientras que el Nasdaq cayó 109,05 puntos, o sea, un 4,94 por ciento. Idéntica suerte corrieron las bolsas de América Latina. El parque de Sao Paulo fue de nuevo el más afectado al descender un 6,74 por ciento; Buenos Aires cayó 5,08 por ciento; Lima un 3,59 por ciento; Santiago de Chile un 2,57 por ciento; y la Bolsa de Valores de Colombia registró un descenso del 2,02 por ciento. Los mercados de Europa también aportaron en esta espiral negativa. Las bolsas de Londres, París, Madrid, Francort, Ámsterdam y Zúrich, cerraron con pérdidas. LOS VALORES REFUGIO La pregunta que surge de inmediato es: ¿hacia dónde están llevando los inversionistas el dinero que están sacando de las bolsas? La respuesta tiene dos caras: el oro y los bonos del Tesoro de Estados Unidos. Los precios de los contratos más negociados de oro subieron ayer 70 dólares. Los contratos de oro para entrega en diciembre, de cien onzas por convenio, finalizaron la sesión a 850,5 dólares. Se trata de la mayor subida en dólares registrada en la Bolsa Mercantil de Nueva York desde al menos 1980, cuando los datos históricos están disponibles, y la mayor subida porcentual desde septiembre de 1999. Por otro lado, los contratos de plata para entrega en diciembre, de 5.000 onzas por contrato, terminaron la sesión en 11,67 dólares, tras subir 1,16 dólares (11 por ciento) con respecto al cierre del martes, su mayor subida diaria desde diciembre de 1979. En el London Bullion Exchange de Londres, el oro subió 55 dólares (7 por ciento), para terminar a 834 dólares la onza. “Es un síntoma de un enorme estrés financiero”, comentó Thomas Stolper, economista de Goldman Sachs. El otro valor refugio, los bonos del Tesoro estadounidense, también aprovechó su reputación de activo considerado como de los más seguros que existen. El bono a cuatro semanas cerró ayer con un rendimiento de 0,245 por ciento, y el de tres meses, con rendimiento muy cerca de cero, a apenas 0,060 por ciento. Estas tasas eran el viernes de 1,51 y de 1,46 por ciento, respectivamente. Vale anotar que en este mercado, en el que el valor de los títulos es fijo, cuanto más aumenta la demanda más cae el rendimiento. El gran ganador es el Estado norteamericano, que puede refinanciar su deuda a una tasa que no tiene competidores. El Tesoro, que procedió ayer a una adjudicación de letras del Tesoro a 35 días, logró una tasa media de apenas 0,05 por ciento, contra 1,96 por ciento para las letras del Tesoro a seis días en una adjudicación del 8 de setiembre. AgenciasEl Gobierno de E.U. explica las razones del salvamento de AIG La Casa Blanca defendió ayer la nacionalización de la aseguradora AIG, al indicar que la iniciativa busca proteger la economía en general, y expresó su preocupación por otras empresas. La portavoz de la Casa Blanca, Dana Perino, indicó que el riesgo de un colapso de AIG, la mayor aseguradora de Estados Unidos, representa una amenaza mucho mayor que el coste de la nacionalización. “Algunas de estas compañías son tan grandes que dejarlas caer habría causado un daño aún mayor a la economía”, sostuvo la portavoz, que no descartó la posibilidad de otras intervenciones. “Seguimos preocupados por otras compañías, y por eso el secretario del Tesoro y el equipo de la Casa Blanca examinan si podemos detener otras pérdidas”, aseguró. Cualquier otra intervención se decidirá caso por caso, puntualizó la portavoz, que no mencionó nombres precisos de empresas. “Tenemos un Gobierno que está dispuesto a liderar, actuar donde sea necesario y gobernar para asegurarse de que limitamos el posible daño financiero a la economía”, dijo. La Reserva Federal (FED) de Estados Unidos anunció ayer que llegó a un acuerdo para rescatar a la aseguradora American Internacional Group (AIG) de la crisis financiera, con un préstamo de 85.000 millones de dólares. El organismo, que funciona como Banco Central, indicó que el programa de rescate financiero contó con todo el apoyo del Departamento del Tesoro. “El préstamo incluye condiciones y plazos concebidos con el fin de proteger los intereses del Gobierno de Estados Unidos y los contribuyentes”, dijo la FED en un comunicado. La FED señaló que al decidir la operación se determinó que “en las actuales circunstancias, el colapso de AIG podría agregar niveles ya importantes de fragilidad al mercado financiero y conducir a costos financieros sustancialmente más altos, una menor riqueza doméstica y una gestión económica materialmente más débil”. Añadió que el objetivo del mecanismo de liquidez es ayudar a que AIG cumpla sus compromisos. “Este préstamo facilitará el proceso a través del cual AIG venderá algunos de sus negocios de forma ordenada con la menor alteración posible de la economía general”, detalló la FED. Ese mecanismo de liquidez tiene un plazo de 24 meses y los intereses se acumularán sobre el monto de la deuda pendiente a una tasa de Libor a tres meses más 850 puntos básicos, señaló el comunicado.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido