¿Cuánto pagan las empresas colombianas en impuestos?

La Andi realizó una encuesta en la que solicitó a las empresas información sobre los impuestos causados en el año 2013.

Pese a la creencia de que en Colombia se pagan pocos impuestos, las tasas son escandalosamente altas, para los que sí pagan.

Archivo Portafolio

Pese a la creencia de que en Colombia se pagan pocos impuestos, las tasas son escandalosamente altas, para los que sí pagan.

Finanzas
POR:
octubre 28 de 2014 - 01:17 p.m.
2014-10-28

En el contexto de la reforma tributaria en curso, la Asociación Nacional de Empresarios Colombianos (ANDI) quiso aportar información al país sobre la verdadera carga tributaria de las empresas que sí pagan impuestos.

Con este objetivo, la Andi realizó una encuesta en la cual se solicitó a las empresas información sobre los impuestos causados en el año 2013, tanto nacionales, territoriales, como específicos del sector.

La encuesta se dirigió a empresas de todos los sectores, regiones y tamaños de empresas. Las respuestas que recibió fueron principalmente de empresas medianas y grandes y del sector manufacturero.

En esta encuesta se obtuvieron respuestas de 253 empresas, que registraron ingresos totales por $125 billones en el 2013. Es decir, empresas con una actividad operacional que representa casi el 18% del PIB nacional.

Los resultados de la encuesta son francamente sorprendentes. A pesar de la creencia de que en Colombia se pagan pocos impuestos, lo que tenemos son unas tasas escandalosamente altas, para los que sí pagan impuestos. La tarifa efectiva de tributación en Colombia es de 68.1% y si excluimos los pagos de parafiscales y seguridad social es de 64.9%.

Estas tasas indiscutiblemente son altas frente nuestros principales competidores, frente a la región, convirtiendo así a la tributación en otro gran limitante para nuestra competitividad.

TASA EFECTIVA DE TRIBUTACIÓN/TASA EFECTIVA DE TRIBUTACIÓN EXCLUYENDO SEGURIDAD SOCIAL Y PARAFISCALES

Minería: 72,3% / 71,7%

Industria: 77,2% / 72,4%

Electricidad: 42,9% / 42,0%

Transporte: 68,2% / 64,4%

Servicios a las empresas: 70,1% / 48,4%

Otros servicios: 51,1% / 33,4%

Resto sectores: 76,5% / 72,7%
 

TOTAL: 68,1% / 64,9%

Si a lo anterior sumamos el hecho que en Colombia la tributación como porcentaje del PIB no llega al 17%, nos encontramos con una paradoja: cómo reconciliar una alta tributación efectiva con una baja relación entre la tributación y el PIB.

La conclusión no puede ser otra diferente a que unas muy pocas empresas pagan una tasa exorbitante de tributación, en tanto que una gran cantidad de actividades no pagan impuestos.

Según cálculos de la DIAN la evasión en renta es del 25% y en IVA del 20,9%. Enfrentar este desafío no da espera, el funcionamiento del estado y las inversiones sociales deben ser responsabilidad de todos los colombianos y la verdad es que no lo han sido.

Solo unos pocos pagan, solo unos pocos asumen esta responsabilidad, y son esos mismos los que ven comprometida su competitividad cada vez que se aumentan impuestos y no se incrementa la base de contribuyentes. Este es el verdadero problema tributario de nuestro país.

Para las empresas que pagan impuestos el problema no es sólo el impacto por la alta carga tributaria. También se ven afectadas por el costo financiero de tener la caja atrapada en la DIAN, por las enormes devoluciones que generan las altas retenciones en la fuente, cifra que según la DIAN ascendió a $4,4 billones en el 2013.

Así mismo, es un verdadero dolor de cabeza para los contribuyentes el cumplimiento de las múltiples obligaciones formales tanto con la DIAN, como con todos los municipios en los que se tenga actividad, donde existe legislación que es disímil, dispersa y compleja. Adicionalmente el contrabando es un mal que agobia al empresario.

Como anota la ANDI anteriormente en el contexto regional, la carga tributaria que soportan las empresas en el país es excesiva restándole competitividad al país.

Según los datos del Doing Bussiness del Banco Mundial, la tasa efectiva de tributación en Colombia es la tercera más alta de la región después de Argentina y Bolivia y muy por encima del promedio de América Latina (46,7%).

La metodología que utiliza el Banco Mundial arroja una ideal general sobre la situación tributaria al comparar los impuestos y contribuciones de una empresa promedio de la economía, pero no incluye las complejidades de los sistemas tributarios o la situación económica de las empresas.

Con estos ajustes posiblemente Colombia ya no estaría en el tercer lugar, sino en el primero.
 

Con información de la ANDI