¿Pasado más bien ya superado? | Finanzas | Economía | Portafolio

¿Pasado más bien ya superado?

En reciente artículo (PORTAFOLIO, mayo 23/06), el rector del Gimnasio Moderno, Juan Carlos Bayona, afirma: “El sustantivo comunista se convirtió como por arte de magia en un adjetivo calificativo. Calificativo peyorativo”.

POR:
mayo 31 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-05-31

Como dirían los portugueses, el ilustre educador “tiene razón… pero poca”. Tiene razón en que acusar a alguien de comunista en una sociedad democrática es un calificativo peyorativo. En lo que se equivoca Bayona es en afirmar que esta conversión a calificativo fue por arte de magia. Muy por el contrario, el calificativo peyorativo tiene raíces muy profundas, principalmente por el hecho de que los mayores genocidas en la historia (muy por encima de los nazis) han sido regímenes comunistas: los soviéticos bajo Lenin y Stalin; los chinos bajo Mao; los camboyanos bajo Pol-Pot; y los norcoreanos Kim Il, Sung I y II, por no hablar de la Cuba de Fidel ni aquel narcotraficante comunista conocido como ‘Tirofijo’. Analistas objetivos estiman que bajo estos regímenes comunistas, más de ochenta millones de personas murieron de hambre, fueron fríamente asesinados, o desaparecieron, ahí sí, por arte de magia. Bayona en su artículo deja entrever que el ser comunista es algo tan legítimo e inofensivo como el ser Rotario o Ursulina, y que en una sociedad democrática la ‘esencia consiste en que puedan circular varios discursos y el respetable escoja entre ellos’. De golpe el educador le puede recordar a sus lectores y alumnos que el anverso de la moneda es menos tolerante. Es decir, que en una sociedad comunista es ilegal y peligroso ser demócrata. Aquellos que lo intentan, generalmente terminan en el cementerio o en las mazmorras. Para mayor ilustración, el pedagogo puede leer el interesante artículo publicado en El Tiempo titulado “El discreto terror de Fidel Castro” (mayo 24/06) en el que seis distinguidos intelectuales como Václav Havel hablan del precio del comunismo. No, doctor Bayona: usted esta profundamente equivocado cuando afirma que el pasado histórico de los regímenes comunistas “está más bien ya superado”. Es una afirmación tan nimia y peligrosa como el decir que el pasado histórico de los nazis “está más bien ya superado” y que podemos olvidar el genocidio de seis millones de judíos. No, doctor Bayona: los demócratas no debemos olvidar el genocidio de los ochenta millones de individuos por parte de los regímenes comunistas, porque aquellos que olvidan el pasado, según la sabia sentencia de George Santillana, están condenados a repetirlo. Todos los sistemas totalitarios tienen grabado en su código genético la eliminación física de sus adversarios. Y si usted como rector permite o propicia que en las clases de historia de su colegio no se divulguen los crímenes de los regímenes comunistas, le está prestando un flaco servicio a sus alumnos, a los padres de familia, y a la sociedad. Empresario "En una sociedad comunista es ilegal y peligroso ser demócrata”.

Siga bajando para encontrar más contenido