Con pérdidas de casi US$1 millón diarios regresó Aerolíneas Argentinas a manos del Estado

De su flota de 67 aviones, 37 no pueden volar, tiene una masa laboral de 8.500 personas, seis poderosos sindicatos y una veintena de aviones con una antigüedad promedio de 20 años.

POR:
julio 21 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-21

El grupo español Marsans devolvió a Argentina la empresa, tras una gestión marcada en los últimos años por conflictos sindicales y problemas financieros, para mantener adecuadamente sus aeronaves.

Las constantes cancelaciones de vuelos alteraron a los usuarios, un 70 por ciento de los cuales, según un reciente sondeo privado, está de acuerdo con que la empresa regrese a manos argentinas.

El 35,7 por ciento de los encuestados por la consultora privada 'Ibarómetro' quiere que la aerolínea pase a ser controlada finalmente por capitales privados locales, y un 34,7 por ciento preferiría que quedara en poder del Estado.

Se estima que la compañía pierde entre 25 y 30 millones de dólares al mes.

Además, la empresa acumula deudas por 890 millones de dólares, entre obligaciones pendientes con bancos, con el Estado, proveedores, tasas aeroportuarias, salarios y billetes vendidos por adelantado.

Marsans incumplió su compromiso de renovar la flota alegando que el gobierno argentino no le facilitó impulsar la compañía, afectada por la congelación de tarifas durante cuatro años y por la subida del combustible, que el Estado subsidia desde hace dos años.

Siga bajando para encontrar más contenido