El precio interno del café ha caído 25 % durante este año

No bastaron los incrementos en la producción y la productividad para lograr una caficultura rentable; ahora, el golpe bajo lo dan las previsiones de cosecha de Brasil y los costos de producción.

Los cafeteros están quejándose por la falta de recolectores.

Bloomberg

Los cafeteros están quejándose por la falta de recolectores.

Finanzas
POR:
mayo 06 de 2015 - 01:44 a.m.
2015-05-06

En 623.375 pesos por carga de 125 kilos (dos bultos) abre este miércoles el precio interno de compra de café en el país, informó la Federación Nacional de Cafeteros.

Este indicador ha tenido un comportamiento sostenido y a la baja, desde el pasado 9 de enero, cuando la carga se cotizó en 829.625 pesos; así, en las cuentas del gremio, la merma en el precio ha sido del 25 por ciento.

Una cifra aún más alta se logró el 14 de octubre del 2014 cuando se ubicó en 874.875 pesos.

Para el presidente del Comité de Cafeteros de Caldas, Marcelo Salazar, hay dos explicaciones por las cuales está presentándose este fenómeno.

“En primer lugar, el precio del grano en la Bolsa de Nueva York ha perdido más de 30 centavos durante lo corrido del año”, dijo el dirigente gremial.

Ahora, en cuanto al precio registrado en la Bolsa de Nueva York, este ha caído de 1,80 dólares por libra a 1,32, al cierre del martes, es decir, durante lo corrido del año el café colombiano ha perdido 48 centavos de dólar por libra.

En el mercado mundial, la caída ha sido de 43 centavos de dólar por libra (durante lo corrido del año) al pasar de 1,95 a 1,52 dólares por libra, según el último reporte de precios de la Organización Internacional del Café (OIC).

La cifra dista bastante del promedio de 2,22 dólares, registrado en octubre de 2014.

En segundo lugar, destacó Salazar los anuncios de la cosecha cafetera de Brasil; inicialmente se habló de 40 millones de sacos para el año cafetero 2015/2016.

Sin embargo, la meta ha crecido en más de lo esperado por los analistas del mercado mundial cafetero.

Por ejemplo, Volcafé (una de las más grandes comercializadoras de café del mundo) revisó al alza su pronóstico para la cosecha cafetera de Brasil.

Según la empresa, esta podría llegar a los 51,9 millones de sacos de 60 kilos.

El reporte de Volcafé fue el resultado del análisis de las condiciones de producción de más de 3.000 haciendas cafeteras.

“Confirmamos nuestros hallazgos de diciembre pasado de que el vigor de las plantas ha mejorado debido a un mayor cuidado y utilización de insumos de los agricultores”, se dice en el reporte entregado por Volcafé.

Por su parte, los cálculos de la división de café del corredor de materias primas ED&F Man indican que serían 49,2 millones de sacos; de este total, 30,7 serían de café arábica y 18,5 millones de robusta.

Vale la pena recordar que el precio interno del grano depende del comportamiento de variables de mercado, como las cotizaciones en la bolsa de Nueva York, para el ‘contrato C’; a lo anterior se suma la prima por la calidad que se le reconoce al café colombiano frente a los demás cafés en el mercado; por último, está la tasa de cambio del peso colombiano frente al dólar estadounidense.

Por otra parte, pese a la mayor productividad de los cultivos y el dólar, que ha pasado de los 2.600 pesos, los costos de producción han hecho perder la rentabilidad del negocio.

José Fernando Montoya, representante por Antioquia ante el Comité Nacional de Cafeteros, indicó que, además de los costos directos, representados en los fertilizantes y plaguicidas, los primeros tendrían en los cafeteros sus primeros clientes.

A la importación de 20.000 toneladas que está haciendo Vecol el gremio le ofreció al Gobierno toda su logística para la distribución de estos insumos, buscando que le lleguen más baratos a los cultivadores.

También se presenta escasez de mano de obra (para las labores de recolección y beneficio), “pues en las zonas cafeteras se quedaron viviendo las personas mayores y los niños; los jóvenes han buscado sus proyectos de vida laborar en las ciudades; hoy se ha evidenciado una escasez de recolectores”, concluyó Montoya.

Finalmente, durante la última reunión del Comité Nacional de Cafeteros, se recordó a los cultivadores que el Gobierno no tiene los recursos para entregar subsidios al precio.

ARRANCÓ ESTUDIO DE LA MANO DE OBRA 

La escasez de mano de obra para las labores agrícolas del café está llegando a un punto de alta preocupación entre los cultivadores y su gremio, que requiere, como primera medida, un diagnóstico para saber qué medidas podrían tomarse en el futuro inmediato.

Así, en mayo comenzó a hacerse un estudio de caracterización de la mano de obra, a partir de un modelo diseñado y puesto en práctica por el Comité de Cafeteros de Caldas; sin embargo, no se dijo cuándo culminará el estudio –que comprende a todos los 22 departamentos del país que siembran el grano.

Juan C. Domínguez
Economía y Negocios