Las razones de la Corte para avalar la adopción gay

Para el alto tribunal, debe primar el derecho del niño a una familia, sin importar el sexo de sus integrantes. “La orientación sexual de una persona no trae consigo una limitante física o mental para adoptar”, sostuvo la sala plena.

Las razones de la Corte para avalar la adopción gay

Archivo Portafolio

Las razones de la Corte para avalar la adopción gay

Finanzas
POR:
noviembre 05 de 2015 - 02:16 p.m.
2015-11-05

La presidenta encargada de la Corte Constitucional, María Victoria Calle, explicó en rueda de prensa que en este caso el alto tribunal decidió una demanda contra artículos del Código de Infancia y Adolescencia que se refieren a los efectos jurídicos de la adopción, el consentimiento para este procedimiento, los requisitos y elementos constitutivos de la unión marital de hecho.

Al analizar la demanda, el alto tribunal precisó que el fallo de febrero de este año que permitió la adopción en el caso de que el menor sea hijo biológico de uno de los integrantes de la pareja, no impedía un pronunciamiento sobre la nueva demanda. Esto porque en ese caso se analizaba el derecho de las parejas homosexuales a conformar una familia, pero en este nuevo proceso se tenía que decidir sobre el derecho de los menores a tener una familia analizándolo desde la óptica del derecho superior del niño.

"En contraste, en esta oportunidad, la Corte constató que la demanda es contra las mismas normas, pero con enfoque constitucional diferente, pues centra la Constitución en el interés superior de los niños".

Así, la Sala Plena estableció que, según los tratados internacionales de derechos humanos "la orientación sexual de una persona no trae consigo una limitante física o mental para adoptar".

Dice la Corte que "impedir que un niño tenga una familia fundándose en la orientación sexual de una persona, representa una restricción inaceptable de los derechos del niño y viola su interés superior protegido en la Constitución".

Así, el alto tribunal reconoció que, una lectura conforme a la Constitución frente a la protección de los niños debe ser "neutra al sexo de las parejas".

Además, para la mayoría de los magistrados, "en vista de que no se encuentra acreditado de manera concluyente que los menores puedan sufrir afectación por ser adoptados y crecer en un entorno de familia de parejas del mismo sexo, excluir a este tipo de parejas del universo de potenciales adoptantes implica una limitación de los niños a tener una familia".

En todo caso, la Corte aclaró que cualquier proceso de "adopción debe estar siempre dirigido a garantizar el interés superior del menor y el establecimietno de sus derechos", dijo Calle. Así, "es deber del Estado verificar conforme a la Constitución si se cumplen los demás requisitos establecidos en el ordenamiento jurídico" antes de dar en adopción a una pareja del mismo sexo.

La Corte finalmente dejó exequibles las normas demandadas, pero en el entendido de que en virtud del interés de los niños no se puede excluir a las parejas del mismo sexo para que puedan adoptarlos.

"La Corte le dio lectura constitucional a la norma y señaló cuál era la lectura correcta", dijo Calle.

JUSTICIA