Recapitalización del BID afronta un panorama poco claro en Asamblea de Gobernadores del Banco, en Cancún | Finanzas | Economía | Portafolio

Recapitalización del BID afronta un panorama poco claro en Asamblea de Gobernadores del Banco, en Cancún

Los responsables del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) llegaron a la asamblea anual con el fin de lograr el "sí" a una recapitalización que sigue en el aire tras un año de negociaciones.

POR:
marzo 18 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-03-18

Los propios funcionarios del banco reconocieron en privado que no tienen claro que la asamblea que arranca mañana, viernes, en este turístico enclave mexicano, acabe en un acuerdo sobre el aumento de capital.

El problema es la diversidad de opiniones sobre el monto de la operación, así como sobre qué porcentaje debería desembolsarse en efectivo y cuál debería de ser el capital comprometido.

EE.UU., dijeron a Efe fuentes próximas a las negociaciones, quiere un incremento de capital de 60.000 millones de dólares, frente a los 80.000 millones de Canadá, los 100.000 que busca América Latina y los 180.000 recomendados por una comisión independiente liderada por el ex primer ministro peruano Pedro Pablo Kuczynski.

Europa, según las citadas fuentes, se inclinaría por una cifra intermedia entre la de Estados Unidos, Latinoamérica y Canadá.

Washington, el principal accionista del BID, con un 30 por ciento del poder de voto, quiere, además, que el capital desembolsado, frente al garantizado, sea inferior al 4,3 por ciento de las operaciones anteriores, la última de las cuales tuvo lugar en 1994.

El presidente del BID, Luis Alberto Moreno, echó a andar el proyecto de recapitalización el año pasado durante la reunión anual en Medellín (Colombia), donde aseguró que el banco tendría que recortar de forma drástica sus préstamos si no engordaba sus arcas.

El BID garantizó en 2009 préstamos récord por valor de 18.000 millones de dólares a la región, una cifra que, según Moreno, caería a partir de este año hasta los alrededor de 6.000 millones de dólares si el banco no logra la deseada inyección de capital.

Pero el afán del BID de recaudar dinero se ha topado con más de una traba en parte, según los expertos, porque coincide con una tendencia más amplia de ampliación de capital en otros organismos multilaterales como el Banco Mundial, o el Banco Africano de Desarrollo, así como con presiones fiscales en los países donantes.

A eso se suma el que la crisis financiera y económica global ha perdido fuerza desde la cita del año pasado en Medellín, lo que ha restado carácter de urgencia a la iniciativa capitaneada por Moreno. "El aumento de capital no se percibe tan importante como hace un año porque la situación macroeconómica ha mejorado", explicó a Efe John Williamson, analista del estadounidense centro de estudios Peterson Institute.

El experto subrayó, además, que las colocaciones de bonos de los mercados emergentes aumentaron en los dos primeros meses del año, lo que, según él, confirma que la ampliación de capital no es tan urgente como la presentó en su día el presidente del BID.

El ex ministro de Transporte colombiano y actual director del departamento para América Latina del centro Brookings Institution, Mauricio Cárdenas, insistió, sin embargo, en que la capitalización del BID va más allá de la crisis. "Es verdad que esto se comenzó a discutir en el contexto de la crisis y la necesidad de tener recursos para enfrentarla", explicó a Efe Cárdenas, quien puntualizó que "la capitalización es un objetivo estratégico de largo plazo ya que los recursos se utilizarán, digamos, durante los próximos 10 años".

En su opinión, "la capitalización no debería de tomar tanto tiempo y no debería de ser un tema tan complejo de negociación y discusión".

El problema, según Cárdenas, es que el principal accionista, EE.UU., ha estado concentrado en poner su casa en orden en medio de la peor crisis de las últimas siete décadas, que le ha generado grandes presiones fiscales y poca disposición para desembolsar dinero a los bancos de desarrollo.

"Yo creo que lo importante de estas asambleas es que hay un bloque unido de países latinoamericanos diciéndole al Tesoro norteamericano que hay que ponerse de acuerdo y tomar una decisión", afirmó el ex ministro colombiano.

Por lo demás, analistas como Vince McElhinny, del Bank Information Center, un organismo que trabaja con la sociedad civil para ejercer influencia sobre la agenda de los organismos multilaterales, alertó de que el fracaso de la ampliación sería "peligroso" para Moreno en un año como este en el que habrá elecciones para la presidencia del organismo.

Siga bajando para encontrar más contenido