La reforma de las funciones económicas del Estado

Se trataba de un banco de bancos, prestamista de última instancia que alimentaba la liquidez del sistema financiero mediante préstamos de corto plazo. En casos de crisis y corridas de liquidez, le debía prestar dinero al sistema en cuantía suficiente, aunque a tasas crecientes de interés.

POR:
mayo 15 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-05-15

El impacto de una mayor y segura liquidez provista por el nuevo banco sobre las tasas de interés fue la de reducirlas de niveles superiores al 15 por ciento entre 8 y 9 por ciento, donde se quedaron hasta que estalló la crisis de 1929. Las nuevas instituciones y las organizaciones correspondientes entraron en vigencia en el contexto de una economía en rápida expansión. En efecto, la economía creció a una tasa media cercana al 7 por ciento entre 1920 y 1929. Los activos bancarios pasaron de representar 12,7 por ciento del Producto Interno Bruto en 1925 a 22,1 por ciento del PIB en 1929, lo cual ayudó a apalancar el desarrollo de la acumulación de capital, del consumo y de la construcción. El régimen monetario correspondió al de un patrón oro regulado, en el cual el banco podía intervenir en el mercado de cambios para estabilizar la cotización de la moneda nacional. En momentos en los que aumentaban las exportaciones de café y los gobiernos locales y el central se endeudaban en el exterior para adelantar la red de ferrocarriles y de carreteras, la tasa de cambios se movió relativamente poco. A la estabilidad de la tasa de interés y de los precios se sumaba entonces un peso que mantenía su valor frente al dólar y ello permitía una fluidez considerable de los capitales que entraban y salían del país, pudiéndose prever razonablemente el curso futuro de cada una de las variables monetarias y cambiarías. LA EXPANSIÓN CAFETERA A la vez que se dio una importante reforma política que permitió la convivencia entre los dos partidos, en la primera y segunda década del siglo XX tuvo lugar el más espectacular cambio en la estructura económica del país, generado por el potencial humano que había colonizado la vertiente occidental del país y que se volcó a la producción de café. El significado económico del café fue enorme: generó el más grande excedente económico hasta entonces conocido en la historia del país, que se expresaba en divisas que sirvieron para financiar el capital fijo de la industria que venía surgiendo en Barranquilla, Bogotá y, sobre todo, en Medellín. Se constituyó la base de un mercado interno, demasiado pequeño hasta entonces, que sirvió de acicate a la industrialización que, a su vez, multiplicaba el mercado con sus inversiones. Parte de los excedentes fueron a financiar la infraestructura de transporte que terminó por unificar el mercado interior colombiano cuando se extendieron las troncales por todo el país. El café se producía en fincas pequeñas, medianas y grandes y, por lo general, se combinaba con plátano y fríjol que le servían de sombrío para que el sol no secara el grano. '' Con el crecimiento de sus exportacio- nes los agricultores fundaron la Fede- ración de Cafeteros de Colombia.” '' El café se producía en fincas pequeñas, medianas y grande y se combinaba con cultivos de plátano.” '' El significado económico del café fue enorme: generó el más grande excedente económico.”WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido