La Reserva Federal no modificó las tasas

La decisión de la FED evidencia que considera que el impacto internacional será menor en su economía. Los especialistas de ese país coinciden en que no se esperaban cambios y apuntan a que en junio o septiembre se subirían los intereses.

La Reserva Federal no tomó decisiones sobre tasas en su reunión de enero.

Archivo / Portafolio

La Reserva Federal no tomó decisiones sobre tasas en su reunión de enero.

Finanzas
POR:
enero 28 de 2015 - 09:24 p.m.
2015-01-28

La Reserva Federal estadounidense (Fed) decidió este miércoles mantener sin cambios las tasas de interés ultra bajas y reafirmó que mostrará "paciencia" antes de normalizar la política monetaria. Tal como se esperaba, el Comité de Política Monetaria de la Fed (FOMC) mantuvo las tasas directrices entre 0% y 0,25%, los márgenes manejados desde fines de 2008. Además, la institución subrayó el ritmo "sólido" de crecimiento de la primera economía mundial y la "fuerte" creación de empleos.

El FOMC señaló que el consumo creció de manera moderada, pero subrayó que "el reciente declive de los precios de la energía aumentó el poder de compra de los hogares". Por otra parte, reconoció que existe riesgo de que la inflación baje aún más, aunque el Comité se mostró confiado en que alcance el 2% en el mediano y plazo y una vez que los efectos "provisorios" de la caída de los precios del petróleo se disipen. La inflación se sitúa actualmente en 1,2% en proyección anual, según el índice PCE.

En su comunicado, los miembros del FOMC no mencionan expresamente la apreciación del dólar ni la desaceleración de la
economía mundial. "El Comité considera que puede ser paciente antes de comenzar a normalizar la política monetaria", sostiene el comunicado muy parecido al emitido luego de la reunión pasada, a mediados de diciembre.

Sin embargo, abandonaron toda referencia a un "período de tiempo considerable" antes de una primera subida de las tasas, una forma utilizada hasta el momento.

ASÍ RECIBIERON LA NOTICIA ANALISTAS DESTACADOS

A continuación los comentarios de algunos analistas sobre el comunicado divulgado por el Banco Central estadounidense luego de dos días de reuniones y evaluación de la política monetaria:

BRIAN JACOBSEN, JEFE DE ESTRATEGIAS DE PORTAFOLIOS EN WELLS FARGO FUNDS MANAGEMENT

"Esto se esperaba ampliamente, es lo que la Fed probablemente esperaba. No desea remecer el bote. Quizás la Fed podría estar planeando dar una sorpresa a los inversores, pero posiblemente sería una sorpresa con tendencia a la política expansiva, no a un ajuste. La mayor señal es la inclusión de la palabra 'internacional' para los eventos que la Fed está observando de cerca". "En diciembre, parecía más claro que la Fed consideraba que la inflación subyacente no estaba siendo afectada por las oscilaciones de los precios de la energía. La declaración de hoy parece indicar que está menos convencida de que la inflación subyacente puede permanecer aislada de la caída de los precios del petróleo". "Ahora, pensamos que septiembre será el momento en que la Fed subirá las tasas para alejarlas del nivel cercano a cero. En lugar de mantener la palabra 'paciente' en el comunicado para esta reunión y la de marzo, yo creo que también la dejarán así en abril. Ellos podrían remover esa palabra en junio, dejándola fuera en julio también, y entonces la gente estará preparada para el alza de tasas en septiembre".

MOHAMED EL-ERIAN, ASESOR ECONÓMICO EN JEFE DE ALLIANZ

"La Reserva Federal esencialmente se mantuvo firme en cuanto a que el fortalecimiento gradual de la
economía doméstica confronta el impacto de un entorno internacional más débil".

JOHN BELLOWS, GERENTE DE CARTERA, WESTERN ASSET MANAGEMENT

"El comunicado de la Fed muestra la tensión dentro de la Reserva Federal. El crecimiento está avanzando y el mercado laboral está mejorando, pero la inflación es muy incierta y eso es una preocupación para ellos". "Es difícil para ellos generar esa confianza razonable sobre la aceleración de la inflación para que puedan subir las tasas en junio. Los menores precios del petróleo y la fortaleza del dólar deberían contener la inflación a junio. El crecimiento se mantendrá fuerte y elevará la inflación, según dicen. Usted puede ser ver esas condiciones antes del final del año cuando podrían subir las tasas".

VASSILI SEREBRIAKOV, ESTRATEGA DE CAMBIO, BNP PARIBAS

"No creo que haya ninguna mayor sorpresa aquí. El mensaje es aún balanceado". "No creo que haya un gran catalizador para el dólar. En general, los mercados se han quedado con la posición larga en dólares y no creo que esto haga que la moneda suba". "No tenemos ninguna información adicional en términos de previsión o conferencia de prensa y el lenguaje no fue una sorpresa. Hasta ahora la reacción ha sido débil y refleja la falta de sorpresas".

PHIL ORLANDO, ESTRATEGA JEFE DE MERCADO DE RENTA VARIABLE

"El pensamiento ha sido que la Fed no va a hacer un cambio en la tasa de los fondos federales antes de junio o septiembre de este año, pero en base a la debilidad de algunos datos recientes, la idea es que sea más hacia septiembre. Además algunas personas han estado saliendo en los últimos días a decir que podría ser más en el 2016 que en el 2015". "Es absolutamente lo mismo hacia dónde va, desde la perspectiva de la Fed necesitan ver algunos datos mejores, algunos datos buenos. Vamos a corroborar el viernes una subida del PIB, los últimos cinco trimestres han sido bastante buenos, tenemos que ver más de eso. Necesitamos ver nóminas no agrícolas de más de 200.000 con la tasa de desempleo bajando. Lo que a la Fed realmente le gustaría ver es algún repunte de la inflación. Pero al menos desde un punto de vista nominal eso va a ser difícil con los precios de la energía bajando un 50 por ciento durante los últimos 6 ó 7 meses". "La realidad es que el colapso de los precios de la energía probablemente ofrece a la Fed algo de cobertura adicional (...) Así que una de las cosas que estamos observando de cerca es lo que está pasando con los precios de la energía, reconociendo que la Fed podría tomar esto como una razón para quedarse en cero por un tiempo más largo".

JENNIFER VAIL, JEFE DE INVESTIGACIÓN DE RENTA FIJA, U.S. BANK WEALTH MANAGEMENT

"No hay mucho 'shock-and-ware' en este comunicado. Ellos todavía tienen una perspectiva laboral que es optimista. Ellos ven la caída de los precios de la energía como netamente positiva. No pusieron a la fortaleza del dólar en la ecuación. Los bonos del Tesoro están subiendo con algunas personas viendo una posible posición pesimista sobre las medidas de mercado de caída de la inflación". "El crecimiento global podría causar una caída del nivel de confianza, pero no hemos visto eso. Ha habido una mezcla de datos recientemente. Tienen que reconocer lo que está pasando en el exterior (...) En este punto, la imagen de aumento salarial no es clara. Las expectativas hacia adelante de la inflación son estables. La Fed está en el buen camino para la normalización de la política".

Agencias