Reserve calcio para su vejez

Reserve calcio para su vejez

POR:
octubre 29 de 2007 - 05:00 a.m.
2007-10-29

Treinta años es el tiempo, promedio, durante el cual una persona puede acumular calcio para tener suficientes reservas para cuando se presente una pérdida gradual de este mineral y evitar que los huesos se debiliten. Es como tener una cuenta de ahorros, en la que diariamente, desde que se nace, se depositan recursos que luego van a ser de gran utilidad. ¿Cómo? Con el consumo adecuado de alimentos ricos en calcio, entre los que se encuentran leche y derivados, sardinas y pescados, hortalizas de hoja verde como el brócoli y vegetales verdes. Además, es importante hacer ejercicio diariamente, mínimo treinta minutos cada vez (caminar, saltar, trotar, bailar, danzar, jugar fútbol, baloncesto y otros deportes son buenas opciones) y llevar estilos de vida saludables, lo que significa, decirle no al cigarrillo, a las drogas, al estrés y al sedentarismo. Según el doctor Carlos Pérez, presidente de la Asociación Colombiana de Osteología y Metabolismo Mineral, aproximadamente a los 30 años de edad se logra el pico de masa ósea, es decir, la parte máxima de cantidad de hueso que almacenamos en el organismo. Luego, por diferentes factores, agrega el experto, “algunos no modificables (genética, raza, género femenino, envejecimiento e historia personal de fracturas) y otros modificables (estilo de vida inadecuada, sedentarismo, dieta inadecuada, cigarrillo y alcohol) comienza una pérdida, que varía de persona a persona. La idea es que esta sea mínima y no haya riesgo de ningún tipo de fracturas, especialmente de cadera, que suele ser la más delicada y complicada. Si bien el pico de masa ósea se alcanza alrededor de los 30 años, no quiere decir que en ese momento ya no se necesite el calcio ni la vitamina D, que ayuda a sintetizarlo. Hay que seguir consumiendo calcio y en buena cantidad, para que esas reservas no se agoten rápidamente. En casos específicos, que determina el médico, se pueden requerir suplementos de calcio y vitamina D y en otros, a estos se suman medicamentos especializados.

Siga bajando para encontrar más contenido