‘Varios retos amenazan descarrilar la altillanura’

“Un futuro incierto le espera a esta zona”, dice un informe que sobre el tema entregó a Portafolio el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (Usda).

Las tierras que hoy se cultivan están bajo la amenaza de disolución por parte de los tribunales.

Archivo particular

Las tierras que hoy se cultivan están bajo la amenaza de disolución por parte de los tribunales.

POR:
octubre 21 de 2015 - 02:46 a.m.
2015-10-21

Las negociaciones entre el Gobierno y las Farc, en Cuba, y los conflictos sobre la tenencia y propiedad de la tierra son dos temas que mantienen ‘en vilo’ la estabilidad de la altillanura Colombiana, dice el informe The Altillanura – An Uncertain Future, publicado por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (Usda).

La entidad gubernamental estadounidense indica que estos, además de la seguridad, terminan siendo obstáculos para el desarrollo de grandes proyectos agrícolas.

“Una negociación de paz exitosa y la mejora de la situación de seguridad pueden afectar (positivamente) la viabilidad del desarrollo de esta zona”, dice el informe entregado ayer a Portafolio.

La entidad indica que varios retos amenazan el descarrilamiento para el desarrollo de esa zona.

En el primer lugar, y el que considera el más crítico, está el de establecer la propiedad de la tierra, pues los registros de los títulos son irregulares (derivados de cincuenta años de conflicto interno), mientras que el desplazamiento (obligado) de los propietarios originales hace más difícil identificar la propiedad real.

Otra de las criticas que hace Usda está relacionada con el tamaño de las propiedades, que se limitan a la llamada Unidad Agrícola Familiar (UAF), establecida para la altillanura en 1.250 hectáreas, por lo que emprender agronegocios se convierte en todo un reto.

Al parecer, la solución estaría en la puesta en marcha de las Zonas de Interés de Desarrollo Rural y Económico (Zidre), que buscan la asociación entre pequeños campesinos y grandes empresarios para sacar adelante grandes proyectos productivos.

“Cualquier desarrollo exitoso de la altillanura también debe basarse en el desarrollo de infraestructura importante en la región. Grandes tramos del río Meta ya se han dragado y hecho aptos para el tráfico de carga alrededor de Puerto Gaitán y hay otros previstos”, dice.

Vale la pena destacar que parte de ese desarrollo del transporte fluvial está detenido desde hace más de un año, pues la inversión del grupo Santo Domingo (Naviagro) que tenía en un puerto sobre el río Meta, en La Primavera (Vichada), fue abandonada.

Por último, Usda también destaca la construcción de varias vías que interconectarán a los departamentos de Boyacá, Casanare, Meta y Vichada, que afectarán positivamente el transporte de insumos agrícolas para los proyectos que se ejecuten.

“El desarrollo de la altillanura es un objetivo de gran interés para el Gobierno de Colombia”, concluyó el reporte.

Siga bajando para encontrar más contenido