Sabana Norte, Siberia y Calle 80, polos logísticos

El optimismo que despierta la llegada de empresarios internacionales ha cambiado el concepto de la construcción de algunos centros empresariales.

POR:
julio 29 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-29

Ahora se piensa en los tratados de libre comercio y por eso muchos de esos desarrollos están ligados a zonas francas, ya que brinda a las empresas un entorno integral, que se convierte en valor agregado. Medellín, Cali, Ibagué y otras capitales de departamento ya están implementado sus planes de zonas logísticas empresariales, que no solo son recepción de carga sino centros de negocios. Son los ‘puertos secos’ de encuentro multinacional y de empresas con proyección internacional. Algo similar sucederá en algunas zonas de puertos como Buenaventura y Cartagena. Así mismo, en el corazón geográfico de la capital, es decir, la Calle 80, que se extiende hasta el corregimiento de Siberia y una extensa zona del valle de la Sabana Norte, comienzan a marcar un extraordinario complejo empresarial en el que se incluyen grandes bodegas, oficinas, hoteles, comercio, entre otras. Tres de ellos se levantan en la vía Siberia, y uno en Mosquera. Además, los llamados centros empresariales para la carga pesada contarán, en su etapa inicial, con dos hoteles, uno para ejecutivos y otro para los profesionales del volante, lo mismo que oficinas, bodegas y estaciones de servicios. Paralelamente, a siete kilómetros de Bogotá sobre la Autopista Medellín, se construye el Celta, otro parque industrial, que tendrá conexión directa al Aeropuerto El Dorado. Este proyecto, que contará con ‘puerto seco’ y centros empresariales y logística para el transporte de carga, tendrá conexión con la Sabana Norte, con obras que se prevé estén terminadas en dos años. Son conceptos con áreas comercial y locales ancla para ventas especiales. OTROS DESARROLLOS Igualmente, el progreso urbano en los municipios aledaños a la ciudad de Bogotá, como los municipios cercanos de Chía, Cota, Hierbabuena, Tabio y Sopó, entre otros, han hecho que las constructoras piensen en edificar centros empresariales que les faciliten a sus habitantes realizar negocios sin desplazarse tanto. Así, aparecen desarrollos empresariales en los que se atienden necesidades básicas primarias y se satisfacen otras, a través del desarrollo de la tecnología que permita hacer las negociaciones en un entorno campestre. “Este es el concepto de Sabanabella, un centro empresarial en las afueras de Bogotá, que nace como respuesta a estas necesidades de los industriales y como un complemento a la vida en las afueras de las ciudades, donde se atienden las necesidades de gran cantidad de empresas y gremios económicos, con un enorme número de ejecutivos”, dice el arquitecto Mauricio Rubiano.MEDELLÍN, CALI, CARTAGENA, BARRANQUILLA... El desarrollo de centros empresariales se extiende por todo el país. En Medellín, no solo la modernización del centro dio paso a este tipo de estructuras, también se levantan por los alrededores de El Poblado, Envigado y del centro comercial El Tesoro, zonas donde se han consolidado. En Cali, la llegada del Centro de Conveciones del Pacífico catapultó el número de proyecto de este género, ya que algunas multinacionales desean tener su base de negocios para América Latina en la capital de la salsa. Eso, en el departamento del Valle, se extiende hasta En Buenaventura, que por su posición geográfica, como lo explica el presidente de la Cámara de Comercio de Cali, Julián Domínguez Rivera, “está en el mejor lugar para los proyectos del siglo XXI. “Tenemos todo el comercio del Pacífico, que es de mayor desarrollo del momento”. En Cartagena y Barranquilla, ocurre algo muy similar, las obras en los puertos no son aisladas de los nuevos desarrollos empresariales que comienzan a verse en los alrededores y en algunos polos netamente empresariales de esas ciudades. Así, toda colombia le da paso a los centros empresariales.ANDRUI

Siga bajando para encontrar más contenido