Santa Marta, territorio libre de analfabetismo

Para que un territorio sea declarado libre de analfabetismo, la Unesco estipula que su índice debe estar por debajo del 4%. Santa Marta se encuentra en el 2%.

Santa Marta, territorio libre de analfabetismo

Archivo Portafolio

Santa Marta, territorio libre de analfabetismo

Finanzas
POR:
febrero 14 de 2015 - 08:01 p.m.
2015-02-14

Entre los años 2012 y 2014 la alcaldía de Santa Marta alfabetizó 17.000 personas llegando a la meta establecida en el Plan de Desarrollo Distrital 2012- 2015 Equidad para Todos, Primero los niños y las niñas, logrando así uno de los objetivos del milenio.

El año anterior, el Presidente de la República declaró a Santa Marta como la primera ciudad libre de analfabetismo y felicitó al alcalde Carlos Eduardo Caicedo por conseguir este objetivo tan fundamental para lograr la paz.

En 2005, según cifras del Dane, la población iletrada estaba entre 17 y 18 mil personas. Sin embrago, para el año 2012 el distrito inició con el modelo del programa de alfabetización virtual asistida (Pava) y en todos los colegios de la ciudad se pudo desarrollar este programa con acompañamiento del Gobierno Nacional.

“Este gobierno se empeñó en diseñar un Plan de Desarrollo que tuviera como prioridad una agenda social, la equidad, que generara oportunidades de igualdad, de inclusión social de dignificación”, expresó Carlos Caicedo.

Para que un territorio sea declarado libre de analfabetismo, la Organización sobre la Educación, Ciencia y Cultura de las Naciones Unidas (Unesco) estipula que su índice debe estar por debajo del 4%. Por tal razón, Santa Marta con el 2%, es territorio libre de analfabetismo.

Santa Marta fue la segunda ciudad en cuatro años y la primera en la vigencia 2014 que el presidente de la República Juan Manuel Santos Calderón declaró territorio libre de analfabetismo.

Con estrategias como esta, que hacen parte del Programa Nacional de Alfabetización, el Gobierno Distrital ha logrado que 17.000 personas entre jóvenes y adultos que no sabían ni leer ni escribir hoy puedan consultar libros, enterarse de noticias a través de los periódicos y ayudar a sus hijos con las tareas.