Síntomas de desaceleración económica de E.U. se sienten en la producción industrial

Síntomas de desaceleración económica de E.U. se sienten en la producción industrial

POR:
noviembre 26 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-26

El índice de producción industrial mostró una recuperación con respecto al resultado de septiembre, sin embargo, cayó 4,1 por ciento con relación a la producción de octubre del año anterior. En lo corrido del año, ésta se ha reducido en 4,7 por ciento.

Según los datos por grupos industriales, el sector de minas mostró la mayor recuperación. En agosto y septiembre la producción de minas se vio gravemente afectada por la temporada de huracanes, lo que produjo crecimientos mensuales de -2 y -8,5 por ciento respectivamente. En octubre, el crecimiento mensual de la producción minera fue 6,1 por ciento. La FED estima que 2,5 puntos porcentuales de la caída en la producción industrial de septiembre está explicada por los huracanes. Así mismo, 2 puntos porcentuales de la recuperación industrial de octubre están explicados por la reanudación de las actividades en el Golfo de México.

La industria manufacturera creció apenas 0,6 por ciento en octubre, mostrando una estabilización con respecto al resultado de septiembre (-3,7 por ciento). Con relación a octubre del 2007, las manufacturas han caído 5,3 por ciento. Adicionalmente, la producción de bienes de consumo durables presenta crecimientos negativos desde agosto de este año. Hecho explicado principalmente por una menor producción de hierro y acero. Los bienes no durables, en cambio, crecieron 3,1 por ciento, ya que la producción de petróleo y carbón aumentó 9,9.

En los últimos meses, el uso de la capacidad instalada para producción industrial ha disminuido, hecho que refleja la desaceleración de la economía estadounidense. En octubre se reportó un uso de 76,4 por ciento de la capacidad instalada, 4,5 puntos porcentuales por debajo al año anterior.
La semana anterior también se publicó el dato de inflación para octubre, que parece estar cediendo en comparación a datos de meses anteriores, al fijarse en 3,66 por ciento, y con relación con el mes anterior el IPC disminuyó 1,0 por ciento.

Esta disminución no está explicada por una caída en alimentos, pero sí en combustibles. El gasto en alimentos y bebidas aumentó 0,47 por ciento mientras que el gasto en combustibles y servicios públicos cayó 3,2 por ciento entre septiembre y octubre.

Teniendo en cuenta la reciente caída del barril del petróleo y su efecto sobre el costo de bienes básicos, como maíz, fríjol y soya, la inflación puede seguir cediendo en los próximos meses.

Adicionalmente, la inflación núcleo se encuentra en niveles cercanos al promedio registrado desde el 2000, 2,2 por ciento en octubre. Es posible que la suma de estos factores le dé a la Junta Directiva de la Reserva Federal un margen adicional para seguir reduciendo la tasa de interés de intervención, en busca de una pronta recuperación económica.

Actualmente, la tasa de intervención es de 1 por ciento, sin embargo, para la próxima reunión del Fomc el mercado de futuros descuenta una reducción adicional de 0,5 por ciento. Ante esta situación, Corficolombiana se pregunta si se estará agotando el uso de la tasa de intervención como instrumento de política monetaria. De ser afirmativa la respuesta, la Reserva Federal deberá recurrir a otro instrumento de política monetaria para inyectar liquidez a la economía. 

Siga bajando para encontrar más contenido