Subsidio CIF hizo crecer las áreas en reforestación

En la medida en que haya recursos seguiría la tendencia, dicen los empresarios del sector.

POR:
junio 02 de 2014 - 10:06 p.m.
2014-06-02

El dinamismo del sector forestal fue el que terminó por jalonar las áreas sembradas en el país en 2013, se destacó en la Encuesta Nacional Agropecuaria (ENA), publicada por el Dane.

Según la entidad, hubo un crecimiento del 8,8 por ciento en el área sembrada con especies forestales, al pasar de 396.091 a 431.099 hectáreas.

Así, el sector forestal participa con el 10,3 por ciento del total del suelo agrícola del país.

Con respecto al tema, varios a analistas consultados atribuyeron que este impulso al llamado Certificado de Incentivo Forestal (CIF), un subsidio gubernamental diseñado para apoyar este subsector agropecuario.

En las cuentas del Fondo para el Financiamiento del Sector Agropecuario (Finagro) se tiene que en los últimos tres años, se han sembrado aproximadamente 92.000 hectáreas, totalizando un área sembrada de 477.575 hectáreas. Esta cifra incluye cultivos de caucho y guadua.

“De éste total de reforestado, a través de la ejecución del CIF, entre 1995 y 2013, se han plantado 251.941 hectáreas de bosques comerciales, que corresponden a más del 50 por ciento del total de las plantaciones establecidas.

“Lo anterior representa una inversión de más de 342.000 millones de pesos durante el mismo periodo”, dice el documento Conpes sobre la distribución de los recursos CIF para este año 2014, calculados en 17.500 millones de pesos, ‘para empezar’, por lo que durante el transcurso del año se apropiarán más dineros.

Del total de los recursos que se aprueben, el 44 por ciento se destinarán para subvencionar proyectos en los departamentos de Arauca, Casanare, Caquetá, Meta, Putumayo, Vichada y Guaviare.

El 20 por ciento para el Eje Cafetero y otro 20 por ciento para la región Caribe. Otros departamentos recibirán el 5 por ciento, mientras que un 8 por ciento de destinará para obras de mantenimiento de los cultivos.

Ahora, pese a que hay recursos disponibles como subsidios, al igual que otros sectores de la producción, los reforestadores están reclamando estabilidad jurídica por el tema de tenencia de la tierra.

EL APOYO ARRANCÓ EN 1995

El llamado Certificado de Incenti¦vo Forestal (CIF) nació en 1995, con el fin de estimular los procesos de reforestación comercial, como un subsidio que se le entregaba a los empresarios reforestadores.

Entre 1995 y 2006, el manejo del subsidio estuvo a cargo de las corporaciones autónomas regionales.

Luego, desde mayo del 2012 la administración del CIF pasó a manos de Finagro.

Siga bajando para encontrar más contenido