TLC sirvieron más para importar que para vender, en 2012

Salvo la CAN y México, cayeron los envíos a las naciones con las que hay acuerdos. En todos los casos, crecieron las compras.

POR:
febrero 26 de 2013 - 12:26 a.m.
2013-02-26

A juzgar por los resultados del comercio exterior en el 2012, hasta ahora los tratados de libre comercio (TLC) que están vigentes, han permitido que aumente la compra en el exterior de bienes, más que incrementar en las ventas de las firmas colombianas a esos socios comerciales.

Al cierre del año pasado, el país tenía vigente acuerdos comerciales con 19 países, contando a la Comunidad Andina y Mercosur, relación de vieja data. Pero, con excepción de la CAN y México, en 2012 se redujeron los despachos de Colombia a esos mercados.

Ya se venía advirtiendo que el impacto del enfriamiento de las economías de la región y la lentitud o recesión en los países desarrollados, iban a reflejar en las exportaciones.

Pero cabe recordar que la desaceleración se ha sentido menos en Colombia que en otras economías, de tal manera que es de esperarse que sus compras también crezcan, pero a menor ritmo.

De todas formas, no es negativo que crezcan las importaciones, mas si se tiene en cuenta que buena parte del aumento corresponde a bienes de capital, lo cual quiere decir que las empresas colombianas están comprando equipo, seguramente con más facilidades que antes de los acuerdos.

Aun así, con excepción de Canadá, México y Mercosur, se mantiene la balanza comercial en terreno positivo con quienes ya hay TLC. Sin embargo, cada mercado tiene sus particularidades.

A Estados Unidos, el principal socio comercial del país, se vendieron 21.979 millones de dólares, apenas 10 millones más que el año pasado.

El 75 por ciento son bienes tradicionales, y los únicos grupos que registraron crecimiento fueron agropecuarios (sin flores ni banano) y agroindustriales.

Mientras tanto, las compras crecieron 3,4 por ciento, principalmente de maquinaria y equipo, químicos y derivados del petróleo.

También se estancaron las ventas a Chile, que en los últimos años habían sido uno de los compradores más dinámicos de Colombia. En 2012, quedaron levemente por debajo de los 2.200 millones de dólares y aunque la mitad es petróleo, la otra porción es diversa.

Esto, al tiempo que hubo un repunte del 5,5 por ciento en las importaciones desde el país austral, que están representadas en su mayoría por bienes industriales.

Los países del Mercosur, en donde el mayor peso lo tiene Brasil, redujeron el año pasado sus compras colombianas en un 5,3 por ciento, tendencia contraria a la de las importaciones colombianas a esa región, que avanzaron 18 por ciento, en su mayoría de químicos, metalurgia y agroindustriales.

Entre tanto, las exportaciones al Triángulo Norte de Centroamérica (Honduras, Guatemala y El Salvador), que en 2011 estuvieron por encima de los 1.300 millones de dólares, el año pasado apenas sobrepasaron los 1.000 millones.

A los países Efta (Suiza, Noruega, Islandia y Liechtenstein) se despacharon 751 millones de dólares, desde 990 millones un año atrás.

Canadá continúa perdiendo terreno en las exportaciones colombianas, pues el año pasado apenas alcanzaron los 466 millones de dólares, 24 por ciento menos que en 2011 y en su mayoría de productos primerios. En contraste, las compras a ese país ya superaron los 1.000 millones de dólares, gran parte en bienes industriales, maquinaria y equipo.

Vecinos, con el mayor saldo positivo

La Comunidad Andina (Ecuador, Perú y Bolivia) continúa siendo un socio de alta importancia para Colombia.
Como grupo, es el tercero con los mayores niveles de intercambio y la balanza se inclina hacia el país. En 2012, las exportaciones a los 3 países crecieron 8,5 por ciento, al totalizar 3.740 millones de dólares. Esto, mientras que las compras se mantuvieron estables en 2.260 millones de dólares.

El país que más compra es Ecuador, pues ya superó los 2.000 millones de dólares. La mayoría corresponde a una gran variedad de manufacturas, papel, químicos, maquinaria y vehículos. A ese mercado se compran también bienes industriales.

Le sigue Perú, a donde las ventas ya sobrepasaron los 1.500 millones de dólares y las compras fueron de 839 millones de dólares.

Vale la pena mencionar el caso de Venezuela, con quien cambiaron las reglas de juego tras su salida de la CAN, sin contar con los altibajos que ha experimentado la relación con Colombia. En 2012, las ventas crecieron 53 por ciento a 2.691 millones de dólares.

Siga bajando para encontrar más contenido